Excelente la convocatoria a la Asamblea Nacional Constituyente para actualizar la Carta Magna de 1999 y mejorar la calidad de vida en Venezuela para todos sin excepción alguna, sin divisiones por tendencias políticas y religiosas, sin pobres ni ricos, todos iguales según prospere la existencia colectiva nacional. Se comprobará el apoyo mayoritario popular por una mejor vida en Venezuela. El pueblo unido es invencible y sabio. Mejorará progresivamente la situación actual, acosada por el terrorismo financiado por los gringos y el empresariado privado aquí y en el exterior, con difusión en los medios comunicacionales reaccionarios plagados de falsedades y flagrantes mentiras. Vamos a triunfar de nuevo y hacer de la Constitución, por aprobación mediante voto secreto y universal, el ABC de la paz, la unión, la fraternidad, el amor y la existencia chévere de todos sin distinción.