“37 gandolas con gasolina han sido atacadas por manifestantes violentos”

1066
En el Distrito Andes de la Empresa Nacional de Transporte, ENT, en los estados (Táchira, Mérida y Trujillo), desde el 30 de junio a la fecha fueron afectadas 37 unidades.

Uno de los sectores más perjudicados con las protestas violentas que ya cumplieron tres meses ha sido el de los conductores de cisternas de combustibles.

Voceros de la Federación Nacional de Asociaciones de Empresarios de Hidrocarburos, Fenegas, informaron mediante una nota de prensa que casi todos los días se reportan unidades secuestradas, conductores agredidos física y verbalmente, a pesar que cumplen una función importante en nuestro país, como lo es transportar la gasolina de todos los vehículos que ruedan por calles, carreteras y autopistas de Venezuela.

Un operador de cisterna de combustibles de la Empresa Nacional de Transporte (ENT), la filial de PDVSA encargada de llevar los hidrocarburos desde las plantas de distribución hasta las estaciones de servicio, de manera anónima indicó: “Los choferes son constantemente agredidos y amenazados de muerte, como ocurrió el 5 de julio, cuando un compañero, quien se dirigía a El Vigía, fue interceptado por un grupo de motorizados y bajado del chuto con violencia”.

El gandolero también denunció que en la última semana, solamente en el Táchira, han sido heridos dos operadores de cisterna por ataques con piedras, además de daños a los parabrisas de cinco gandolas.

Fenegas informó que en total, en el Distrito Andes de la ENT (Táchira, Mérida y Trujillo), desde el 30 de junio a la fecha fueron afectadas 37 unidades: 20 con parabrisas partidos, ocho con cauchos dañados, ocho unidades secuestradas con daños menores y una unidad quemada.

Los gandoleros les hacen un llamado a los manifestantes para que cesen la violencia contra los choferes de cisterna y recapaciten en sus acciones, ya que dañan la economía y van contra el pueblo trabajador.

Además, reiteraron que ellos transportan el combustible con el cual se movilizan todas las personas en sus vehículos y en medios de transporte público.