“La Iglesia no se opone a las iniciativas ciudadanas sino a que las hagan en templos”

636
Monseñor Mario Moronta, obispo de la Diócesis de San Cristóbal.

Monseñor Mario Moronta, obispo de la Diócesis de San Cristóbal, anunció que la Iglesia no se opone a las iniciativas de los ciudadanos ni a actividades políticas válidas, sino que éstas se hagan en templos y lugares eclesiales y sagrados.

El obispo, ante comentarios realizados por las redes sociales sobre su declaración en torno a no realizar la actividad que organiza la Mesa de la Unidad, denominada plebiscito, quiso hacer unas precisiones “con la idea de evitar malos entendidos que se han suscitado por no haberse entendido exactamente los términos del aviso emitido el pasado cuatro de julio”.

En primera lugar, reiteró que “la Iglesia no se opone a las iniciativas que los ciudadanos puedan realizar o promover en la búsqueda de la solución de la crisis que vive el país y siempre ha recomendado que haga con paz, legalidad y respeto tanto de la dignidad humana como del bien común de todos”.

Recordó que organizaron “una actividad, a manera de plebiscito, para el próximo dieciséis de julio en todo el país. Es una actividad política válida y que es iniciativa de personas y grupos de la sociedad venezolana”.

De allí que “en respuesta a muchas interrogantes que han sobrevenido por avisos donde se menciona que en las iglesias y otros lugares de carácter eclesial se realizaría la mencionada actividad e incluso listas donde se señalan templos y otros ámbitos de la Iglesia, se  hizo publicó un aviso donde se advertía que no se debían emplear templos, capillas y otras instalaciones de la Iglesia en nuestra Diócesis”.

—Una lectura inteligente y seria del aviso de la diócesis del pasado cuatro de julio, permite entender que no hay ninguna postura en contra de la iniciativa ciudadana propuesta para el dieciséis, que ha sido denominada «plebiscito». Se ha pedido que no se haga en los templos e instalaciones de la Iglesia. Ese día es domingo y habrá celebraciones donde participarán fieles católicos sin distingos de opiniones y posturas políticas –reiteró-.

Lamentó que “por una lectura incompleta o sacada de contexto, un buen número de personas haya emitido públicamente ofensas e insultos a la Iglesia y algunos de sus ministros”, por lo que recordó que “la Iglesia, en comunión con el Papa, insiste en la urgencia de una salida democrática a la crisis, sin violencia y con el debido respeto al orden jurídico constitucional y a los derechos humanos”.

(MSV)