Luisa Ortega Díaz: “Está en marcha golpe contra la Constitución promovido por el TSJ y la ANC”

1
La fiscal general de la República Luisa Ortega, declaró a periodistas fuera de la sede del Ministerio Público.

Caracas.- La recién destituida fiscal general de Venezuela, Luisa Ortega, dijo este sábado que desconoce esa decisión tomada por la Corte Suprema y la poderosa Asamblea Constituyente.
“Desconozco las decisiones (…) y no las asumo, porque están al margen de la Constitución y la ley”, dijo Ortega, quien reiteró que está “en pleno desarrollo un golpe contra la Constitución promovido” por el máximo tribunal y el gobierno de Nicolás Maduro.
Ortega, chavista confesa que rompió con el gobierno de Maduro, fue suspendida del cargo más temprano por decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), que la enjuiciará por supuestas irregularidades.
Posteriormente, la Constituyente la destituyó en su primera sesión tras instalarse el jueves en el Palacio Legislativo.
Fue además inhabilitada para ejercer cargos públicos y será sustituida de forma interina por el defensor del Pueblo, Tarek William Saab.
“Pueblo de Venezuela: no se trata de Luisa Ortega ni del Ministerio Público; nosotros apenas somos una muestra ínfima de lo que viene para todo aquel que se atreva a oponerse a la forma totalitaria de gobernar”, señaló en un comunicado publicado en la cuenta oficial del Ministerio Público.
“No me rindo, Venezuela no se rinde ni se rendirá ante la barbarie, la ilegalidad, el hambre, la oscuridad y la muerte. Nuestro pueblo tiene que mantener viva la esperanza y la unidad”, añadió.
Agredida por la GNB
La fiscal general Luisa Ortega Díaz llegó este sábado a la sede del Ministerio Público, que fue tomada más temprano por  la Guardia Nacional Bolivariana, para denunciar el asedio del que son víctimas los trabajadores del ente, pero a su llegada los efectivos la empujaron con sus escudos y le impidieron el acceso al edificio.
“No solo están deteniendo arbitrariamente a las personas, ahora no dejan entrar a la fiscal general al Ministerio Público. Denuncio ante la comunidad nacional e internacional lo que está sucediendo”, dijo la titular de ese despacho.
La fiscal aseguró que con esta medida, el Gobierno busca esconder pruebas sobre los casos de corrupción en Odebrecht y de violación de derechos humanos.
“Ustedes vieron cómo me empujaron, me atacaron con los escudos para que no entre”, dijo a la prensa. “No temo por mi puesto, sino por el país”.
“Esto es dictadura”, dijo entonces a periodistas, antes de partir en una moto con escoltas.
Este mensaje es para los venezolanos y el mundo entero. “Hoy denuncio que el Tribunal Supremo de Justicia y la ilegal Asamblea Nacional Constituyente, pasando por encima de la Constitución y las leyes, decidieron removerme del cargo de fiscal general de la República, para que no siga defendiendo los derechos del pueblo”.
—Por ello les ratificó que en Venezuela está en pleno desarrollo un golpe contra la Constitución, promovido por el Tribunal Supremo de Justicia y el Ejecutivo Nacional, ese el único nombre del proceso que vivimos en estas horas y que debe alarmar a la comunidad internacional.
Lo he dicho y lo reafirmo, desconozco las decisiones de este grupo de magistrados ilegítimos del Tribunal Supremo de Justicia, y no las asumo, porque están al margen de la Constitución y la ley.
Acabar con la autonomía del Ministerio Público afectará a las víctimas de violaciones de derechos humanos, a quienes padecen la violencia delictiva y contribuirá a perpetuar el desfalco a la nación por la implementación de políticas económicas que benefician la corrupción, y a quienes hoy gobiernan a espaldas del pueblo.
Al Ejecutivo Nacional: Venezuela y el mundo están conscientes que ustedes son los principales responsables de este golpe contra la institucionalidad del Estado y como tal asumirán ante la historia las consecuencias de esta destrucción de la democracia venezolana. Les recuerdo a quienes detentan posiciones de poder en las demás instituciones que la historia es implacable con aquellos hombres y mujeres que teniendo la autoridad para frenar las arbitrariedades contribuyen a su profundización.