DESDE AYER nuevamente se decretó el aumento del sueldo mínimo, del cesta ticket y un bono especial para los pensionados, para redondear, en el primer caso, un ingreso de 200.021 bolívares mensuales y, en el segundo, 84.524 bolívares mensuales. Nada se habló sobre la ley aprobada por la Asamblea Nacional del cesta alimentario para los jubilados…ESTE ES EL AUMENTO practicado por quinceava vez en cuatro años, y el reciente es de un 60 % frente a una inflación del 64 % estimada por la Comisión de Finanzas de la Asamblea, lo que significa un rezago, más que una solución…EN ESE SENTIDO, el presidente de Fedecámaras adelantó que mientras el golpe inflacionario sube por el ascensor, los sueldos aún van por la escalera,  estos últimos por el primer piáso y el anterior por el sexto…Y SI HASTA  ayer, según una ama de casa, el kilo de zanahoria estaba en 4 mil 200 bolívares, esperaba desconsolada que a finales de mayo duplicaría este costo, igual que la cebolla, el tomate, la papa, la yuca y hasta la mazorca…PARA LA PRESIDENTA  de Consecomercio, no sería de extrañar que, a esta velocidad, pudiera llegar el momento de fijar aumentos salariales cada semana, si entramos a la hiperinflación, que ya muestra sus colmillos en la política económica del país…ANTERIORMENTE estaba prohibido que el cesta ticket se entregara en efectivo, “para evitar convertirlo en la compra de cerveza”. Pero, ante la necesidad imperante, ahora sí tendrá que ser entregado en efectivo, según lo dijo el propio presidente en su alocución el domingo…HABLÓ DE LA guerra económica, pero nada de si la misma había sido ganada o perdida por el Gobierno hasta la fecha, y mucho menos de cómo estaban las reservas de divisas en el Banco Central, pues por su cantidad son las que garantizan la estabilidad del bolívar y, que se sepa, estas no llegan a los 11 mil millones de dólares, por lo que para honrar estos  aumentos se acudirá a la impresión inorgánica de billetes que inundarán el mercado y presionarán para el aumento de los precios de los bienes y servicios…LA SENTENCIA de la desaparición del bolívar fuerte es ya un hecho. Su conversión en el 2008, a la luz de la realidad, ha sido todo un fracaso y de seguir por ese sendero, nada luminoso por cierto, seguiremos del timbo al tambo, sin pensar en el ahorro, pues la inflación se tragará cualquier sostén de la otrora orgullosa divisa nacional.

……..

Y ESTO, es todo por hoy

……..

MENTIRAS Universales:

“No se preocupen, todo está bajo control”

…….

DIOS los bendiga…¿Saben?

VÍCTOR MATOS