Noche de ronda

106

NO ESTÁBAMOS exagerando en una nota pasada recordando lo sufrido por los países del sur del continente en cuanto al flagelo de la inflación que padecieron, en donde por ejemplo en Argentina los comercios tenían una maquinita que imprimía nuevos precios cada tres horas para pegarlos en sus artículos, o en Perú en donde subían los salarios todas las semanas… AQUÍ YA LLEVAMOS este fenómeno cada dos meses, y en lugar de poner el grito en el cielo de parte de la población laboral que es la más afectada, en un escenario tragicómico, enarbolan banderas, aplauden a rabiar y agradecen la nueva nivelación de los sueltos y cestas-tickets alimentarios tras el anuncio oficial del pasado domingo…TRÁGICO porque vaya usted ahorita a comprar carne, pollo, verduras, y verá que han aumentado mucho más de lo esperado, y cómico porque en lugar de demostrar preocupación, se ríe y se revientan las palmas en una expresión de regocijo colectivo, y que sin haber recibido el nuevo porcentaje hasta la próxima quincena, se dedicaron a las adulancias y frenesí por el aumento… EL SALARIO base pasó de 65.021 a 97.765 bolívares, y el cesta ticket que ahora se podrá pagar en efectivo, de 135.000 a 153.000 que completa el total de un haber mensual de 250.053 bolívares, pagaderos desde el pasado 1° de julio… LOS PENSIONADOS recibirán de aquí en adelante la cantidad de 126.000 bolívares, pues al básico, se le agregará un bono de compensación, que a la postre y por los precios que tienen actualmente los medicamentos, les alcanzará para muy poco o nada… AYER MISMO el economista Aldo Contreras, señalaba en este periódico que el incremento de 1.083 bolívares diarios, no alcanza ni para una empanada, pues el poder adquisitivo del venezolano está absolutamente pulverizado…Y ASÍ CONTINUARÁ pues la solución no está en las epilépticas decisiones de subir y subir los sueldos y salarios, sino en combatir y derrotar finalmente a la inflación, como lo hicieron en su momento Henrique Cardozo en Brasil y Alberto Fujimori en Perú y hasta Menen en Argentina o también el odiado Pinochet en Chile… PERO MIENTRAS no se asuma el fracaso financiero por el actual sistema socialista y no se acuse a una inventada guerra económica, se arreglen las cuentas, se produzca para poder contar con divisas, este panorama lo veremos repetido una y otra vez, los aplausos y gritos de los fanáticos también, mientras la olla no tendrá qué cocinar en su interior y la comida se ausentará cada  día, a pesar de todos los artilugios que se inventen y que ya muchos no creen, pues el alfa y omega para que un país crezca en su economía, es producción y confianza en lo que hace. Esa es la forma.

…….

Y ESTO, es todo por hoy.

……..

MENTIRAS  Universales:

“El pueblo cuenta con nuestra sabiduría económica”.

…….

DIOS, los bendiga, ¿Saben?

VÍCTOR MATOS