Julio Borges, presidente de la AN.

El presidente de la Asamblea Nacional, Julio Borges, aseguró que la marcha de mañana no es solo de los sectores de la oposición, sino de todos los venezolanos.

“La marcha de mañana es una demostración de la voluntad y la determinación del pueblo. Marchamos por la paz, si el gobierno permitiera que nosotros marcháramos en paz, aquí no habría violencia. La violencia la genera el gobierno”, aseguró durante el programa Vladimir a la 1, reseña El Nacional.

Por otro lado, le envió un mensaje al primer vicepresidente del PSUV, Diosdado Cabello, quien aseguró que la movilización de la Mesa de la Unidad Democrática convocada para mañana no entraría a Caracas. “La oposición es Caracas. En las elecciones de la AN le dimos una pela, o sea que ya entramos. A nosotros no nos van a amedrentar con sobredosis de amenazas”, destacó.

El parlamentario por el estado Miranda aseguró que el entregarle armas a los milicianos, refiriéndose a los 500.000 fusiles que entregó el presidente Nicolás Maduro el día de ayer, es una locura. “Eso que ha hecho el presidente de repartir armas a un miliciano es una locura. La Fuerza Armada tiene que entender que el arma que se reparte hoy, y mata un ciudadano, mata a un policía o a un efectivo de la guardia. Esas armas van al mercado negro”, sostuvo.