Noche de vandalismo y caos

12968
Con destrozos y saqueos se encontraron este miércoles en la panadería Auto Pan, en la Troncal 5.

En la ciudad capital, sobre todo concentraron los ataques en La Concordia. Allí hubo desastres en panaderías, carnicerías, distribuidoras de alimentos, ventas de cerámica, tiendas de motos, etc.

Otros comerciantes informaron que pese a que no han sido víctimas de los delincuentes, han recibido  mensajes de que los saquearán de un momento a otro. Todos han tomado previsiones y pernoctan en sus establecimientos para poder cuidar su propiedad

Los empleados con tristeza limpian los estragos de una noche de saqueos.

El martes en la noche, el vandalismo y la extrema anarquía se apoderaron de San Cristóbal y varios municipios del área metropolitana de la ciudad.

Al menos cerca de 30 establecimientos comerciales de distintos ramos, de lo que se pudo precisar, fueron blanco desde tempranas horas de la noche de vándalos en motocicletas y a pie que descaradamente violentaron santamarías, saquearon y provocaron daños aún no cuantificados económicamente, por varias horas.

En San Cristóbal, sobre todo concentraron los ataques en La Concordia. Allí hubo desastres en panaderías, carnicerías, distribuidoras de alimentos, ventas de cerámica, tiendas de motos, etc.

Los pocos comerciantes afectados con los que se logró conversar en horas de la mañana, además de estar visiblemente acongojados y preocupados, prefirieron no declarar o hablar poco, mucho menos responsabilizar de estos hechos vandálicos a un grupo en particular, por temor a represalias.

En el Garzón de Madre Juana, la gráfica es más que elocuente de lo que pasó allí.

Sin embargo, los identificaron como motorizados que se movilizan en grupos entre 15 y 20 personas, que algunos utilizaban armas largas o cortas y que “operaron” en pocos minutos, según han podido evidenciar en los videos de las cámaras de seguridad.
Otros comerciantes también informaron que pese a que no han sido víctimas de los vándalos, han recibido mensajes de que los saquearán de un momento a otro, lo que los ha llevado a tomar previsiones y  pernoctar en sus establecimientos para poder cuidar su propiedad.

Una de las primeras acciones violentas inició con la quema de un depósito privado y dos autobuses en Sabaneta.

Este miércoles, el poco comercio que aún laboraba cerró sus puertas, trabajó por pocas horas a “puertas cerradas” o por pequeñas ventanas.
Se observó que los dueños de los establecimientos violentados amanecieron tratando de arreglar los daños, de enderezar las santamarías violentadas, recogiendo las vidrieras partidas y haciendo inventario de lo que les robaron y de lo poco que les dejaron.
Vecinos de estos, que hasta el momento han tenido la fortuna de no haber sido blanco de estos delincuentes, aprovecharon para reforzar  las entradas de sus locales.
Vandalismo en otros municipios
La situación de saqueos, robos y destrozos se repitió en otros municipios. En unos casos actuaron personas a pie, en otros mencionan a las mismas bandas de motorizados.
Según el  balance conocido, saquearon  Galpones de Vieran, en Las Vegas de Táriba, donde indicaron que unas 200 personas aproximadamente sustrajeron alimentos y productos de primera necesidad.
A un galpón privado de la Troncal 5 le prendieron fuego, y dos autobuses quedaron reducidos a  chatarra.

Una cava fue quemada en la vía a la Troncal 5.

En Pollos Los Andes, en la Troncal 5, sector El Corozo, unas 80 personas ingresaron y sustrajeron equipos de computación y plantas eléctricas; igual sucedió en Pollos El Corral, en Sabaneta, donde unas 100 personas saquearon plantas eléctricas y material de oficina.
Se suma el Colegio El Carmen, donde  ingresaron y sustrajeron equipos de computación, sillas, mesas, archivos y material de oficina; Panadería Santa Elena, en El Corozo, unas 90 personas sustrajeron pan, harina, mantequilla y material de repostería.
Lo mismo ocurrió en: Distribuidora de Alimentos La Principal, en Barrancas; Tienda Yamaha, en La Ermita; Distribuidora Discoval,  Troncal 5; Mercal de Zona Industrial de Paramillo, Abasto Zona Industrial de Paramillo; Panadería Casa Vieja, en Barrio Obrero;  Panadería Auto Pan, Troncal 5; Supermercado Garzón, en Madre Juana, saqueado por unas 180 personas que cargaron con alimentos y productos de primera necesidad.
Procesadora Avícola del Táchira, en Agua Dulce, grupo de unas 40 personas portando armas de fuego ingresaron y sustrajeron productos cárnicos y computadoras, entre otros muebles.

El vandalismo llegó al frigorífico El Becerrito, en La Concordia, y solo dejó tristeza y decepción a sus propietarios.

Accesorios MD, en Palmira; Charcutería El Abejal, Palmira. Mientras que en supermercado Maxi Cosmos, en La Concordia, derribaron una pared para ingresar al establecimiento, pero la acción de efectivos de la Policía del estado Táchira lo impidió.
Carnicerías de la prolongación de la avenida García de Hevia, conocida como Quinta avenida, como El Becerrito e Hipercarnes,  junto a la panadería Táchira, también fueron blanco de los delincuentes.
En El Topón, aseguran que los motorizados secuestraron de sus casas a varios comerciantes y los obligaron a abrir sus negocios, los cuales saquearon.
Ayer se conoció de otra ola de saqueos y hechos violentos en Zorca y Sabaneta, también quemaron una cava a la entrada de San Cristóbal, Troncal 5. En tanto que aproximadamente a la 1:30 de la tarde, nuevamente un grupo de motorizados intentó saquear el Maxi Cosmos, acción evitada por la GNB y Politáchira.

Miriam Bustos
Fotos/Carlos Eduardo Ramírez