viernes 3 febrero, 2023
InicioEconomía“No se justifica la fiesta que arman por licencia otorgada a la...

“No se justifica la fiesta que arman por licencia otorgada a la Chevron”

271 views

Humberto Contreras


No se debe hacer fiesta con los anuncios acerca de la licencia que el Gobierno de Estados Unidos otorgó a la petrolera Chevron para que produzca más en Venezuela, porque se trata de una producción muy limitada, indicó el economista petrolero tachirense Rafael Quiroz, agregando que se han magnificado los resultados que se pudieran originar por esa licencia: “Tengo entendido que la licencia se otorgará solo por seis meses y que será renovada en la medida en que el Gobierno cumpla con los compromisos contraídos en el diálogo en México. Es más, la licencia va a ser evaluada mes a mes, lo que significa que EE.UU. va a monitorear el cumplimiento de los acuerdos.

A la petrolera Chevron le fue renovada la licencia de operar en Venezuela por el Gobierno de Estados Unidos, condicionada a las negociaciones en México con la oposición. (Foto Web)

Por esto, me pregunto qué empresa petrolera va a hacer inversiones significativas en nuestra industria petrolera con una licencia de escasos seis meses, y de cuya renovación no tiene seguridad ni garantía, máxime cuando no depende de ella el cumplimiento de lo acordado, que es lo que a su vez le va a asegurar la renovación”.

Chevron no invertirá mucho

El también profesor universitario dijo que las empresas petroleras “no son bobas ni cogidas a lazo”. Son transnacionales serias que invierten si hay seguridad y está blindada su inversión a futuro, sobre todo en el mediano y largo plazos.

Sin embargo, señaló que Chevron sí va a hacer alguna inversión, pero no será significativa. Será una inversión muy comedida y modesta, y por consiguiente su efecto en el crecimiento de la producción petrolera venezolana va a ser muy discreto y relativo.

Criticó Quiroz a algunos analistas que están magnificando mucho, al señalar que “la mayoría de la gente que viene opinando al respecto, incluso diputados o colegas economistas, se saltan detalles y elementos insoslayables que privan en todo esto”.

— Se pretende hacer toda una fiesta, una especie de carnaval, haciéndole creer a la población venezolana y al mundo que se trata de una especie de nueva “independencia” energética, y pretenden exhibir tal licencia como si se tratara de un trofeo; pero de esta forma, solo terminan sembrando falsas expectativas. “Sin embargo -manifestó el experto-, es necesario y bueno que Chevron se incorpore a la producción petrolera, pero la cuestión es saber la realidad de lo que tenemos y de lo que contamos, porque una cosa son las necesidades del mercado petrolero y otra cosa es la realidad de nuestra industria petrolera, que es lo que no se ve en Miraflores”.

“Por ejemplo, Nicolás Maduro en enero y febrero ofreció llevar la producción petrolera a dos millones de barriles diarios para el cierre de este año. Fuimos varios quienes le dijimos públicamente que eso era imposible. Se le dijo que a duras penas podríamos llegar a 900 mil b/d. La realidad es que no hemos salido de 700 mil b/d. La producción promedio mensual desde febrero ha oscilado entre 650 mil y 695 mil b/d. Y el promedio anual, en este momento, es 675 mil b/d, es decir, que no hemos llegado ni a 700 mil b/d”.

–Entonces -manifiesta el economista- nos estamos engañando con números y afirmaciones falsas, estamos engañando y mintiéndole a la mayoría de los venezolanos, y de esta forma estamos creando mitos y leyendas. Calculó que si Chevron se incorpora a la producción petrolera con ahínco, es posible que en un año contribuya a levantar la producción en unos cien mil barriles diarios, “pero no como dijo un colega economista que el aporte de Chevron en un año sería de entre 300 mil y 600 mil b/d”.

Tampoco es verdad que retornarían empresas como la Total, Repsol, Conoco Philips y demás. Y explicó por qué eso no ocurrirá: “Algunas de estas empresas se fueron molestas con PDVSA, demandaron y ganaron, y PDVSA aún no paga. La deuda con Chevron es de 1.985 millones de dólares. Chevron está haciendo su juego, que es ganar tiempo para que PDVSA le pague, con crudo, con derivados, con destilados o con gasolina, pero la idea es recuperar el dinero”.

Quiroz Serrano cree que es muy difícil que Venezuela retorne al nivel de producción de 3 millones 400 mil barriles diarios: “Podría hacerlo en 10 años si nos proponemos de verdad reconstruir la industria petrolera.

Ahora, para reconstruir la industria petrolera necesitamos no menos de 10 años por lo menos, con una inversión no menor a 250 mil millones de dólares, es decir, un promedio de inversión de 25 mil millones de dólares anuales. Y eso, ¿quién lo tiene? Además, ¿quién va a venir a Venezuela, si hace tres semanas, a Gaspronbank, una empresa rusa que se fue del país, PDVSA le quedó debiendo 350 millones U$? Le debe todavía a Total y a Equinor, que también se fueron hace dos años. Esas empresas están en contacto permanente y saben por qué se fueron, una y la otra. Allí es donde yo no veo que haya posibilidades de retorno de empresas petroleras transnacionales como muchos afirman ¿Por qué no invierten las 30 empresas transnacionales que aún están aquí?” Pregunta para concluir.

Encartado Publicitario