viernes 9 diciembre, 2022
InicioFronteraSan Antonio a cinco días de la reactivación comercial

San Antonio a cinco días de la reactivación comercial

1.495 views

La avenida Venezuela, como siempre, es donde se observa mayor movimiento.(Foto:JM)

Jonathan Maldonado

Una estación de servicio internacional está a punto de reactivarse

A cinco días de la reapertura comercial de frontera, la actividad sigue concentrada solo en la avenida Venezuela, arteria vial que conecta con la Aduana Principal de la ciudad y, posteriormente, con el puente internacional Simón Bolívar.
La estación de servicio internacional, ubicada a una cuadra de la aduana, fue rehabilitada en las semanas previas a la reactivación del intercambio comercial binacional.

La bomba tenía varios años sin prestar servicio. La maleza crecía por algunos escondrijos y reflejaban el colapso económico que vivía la Villa Heroica. Sus rejas y paredes lucían desvencijadas. Ese rostro, nada agradable para la vista, quedó atrás. Las instalaciones están a la espera de su reinauguración.

Por esa vía, tan emblemática como caliente por el sol abrasador de la zona, decenas de trabajadores se congregan a diario: vendedores, transportistas formales e informales, carrucheros, silleteros y “asesores”. Algunos negocios formales también abren sus puertas.

Al salir de la avenida, el panorama cambia. La desolación está vigente en el casco central de la ciudad. Muchos negocios tienen sus santamarías abajo y las puertas se encuentran algo corroídas. Las últimas estimaciones de la Cámara del Comercio de la ciudad, ubican la paralización del comercio en más de 80%.

“La piratería sigue haciendo de las suyas”, soltó José Niño, mototaxista y presidente de la Cooperativa Virgen Guadalupe, mientras insistía en que San Antonio agarrará vida cuando se abra el paso para vehículos particulares y transporte público.

“Por ahora, veo todo igual. La única diferencia es que están pasando gandolas por los puentes, más nada”, prosiguió Niño en el instante en el que aguardaba en la avenida para salir con una carrera.

En las principales vías, decenas de ciudadanos continúan con la venta de gasolina “colombiche” y “veneca”, una muestra de lo enraizada que está la economía informal en municipios donde la formalidad se vio castigada por más de siete años.

“Yo sigo con la venta de gasolina, pues para lo otro, lo que aprendí durante la frontera dinámica y formal, no me han llamado”, aseveró una mujer, cuyo nombre prefirió mantener en el anonimato.

El sector productivo espera que con el transcurrir de los días, los trabajos formales vuelvan a emerger, pues ya están encendiendo los motores las agencias de aduana y las almacenadoras.

En cuanto a la reactivación de locales en el centro, se estima que en seis meses o más se empiecen a ver los cambios en estos puntos que han estado signados por la soledad.

“A 20 mil pesos para San Cristóbal”, es el grito que aún se escucha en la avenida Venezuela y en sus alrededores. “A mil pesos para el terminal”, también vociferan los transportistas de las rutas alimentadoras de la calle 3.

Por el tramo binacional, más despejado, los transeúntes esperan la eliminación del carnet fronterizo. Los que no lo tienen aún se arriesgan por los caminos verdes, mejor conocidos como trochas.

- Advertisment -
Encartado Publicitario