miércoles 30 noviembre, 2022
InicioRegional"Mis hermanos me amenazan y piden que desaloje la casa"

“Mis hermanos me amenazan y piden que desaloje la casa”

5.782 views

Por Bleima Márquez 

Nercy Yorley Guerra Montes es una humilde mujer, la menor de ocho hermanos. Vive en el sector 23 de Enero de San Cristóbal, estado Táchira, en la casa de sus fallecidos padres, lugar donde siempre ha habitado y trabajado.

Hoy, tres de sus siete hermanos quieren que desaloje la morada, a pesar de saber de su delicada condición de salud y de que están en pleno proceso de dividir ese inmueble, donde siendo niños compartieron con sus padres. Ahora esa casa es una sucesión.

Realmente el dinero no tiene amigos ni siquiera hermanos. Nercy asegura que no tiene otro lugar donde habitar, mucho menos dónde montar su pequeño negocio de fotocopias.

El inmueble donde vive y tiene un pequeño negocio no puede ser vendido porque se encuentra en un proceso de dividir los derechos en partes iguales.

Aun así, tres de sus hermanos buscan la manera de sacarla de la casa que durante toda su vida ha sido su hogar.

Luego de buscar asesoría legal, Nercy quiere advertir a la colectividad, sobre todo a las personas interesadas en comprar el inmueble donde habita desde que nació, que no puede ser vendido porque se encuentra en un proceso administrativo legal para dividir los derechos en partes iguales, por lo tanto no puede ser adquirido a través de otro medio. Por lo menos por ahora.

“Una hermana lo está ofreciendo y nosotros queremos hacer pública la situación legal en que se encuentra”, afirmó.

Hostigamiento

Con los ojos cristalinos por las lágrimas que se asoman y la voz entrecortada por un nudo que no deja salir el llanto Nercy contó que es víctima del acoso y hostigamiento de esos tres hermanos quiénes la intimidan y le exigen el desalojo de la vivienda.

La situación está pasando de tono. Teme que en cualquier momento la agresión verbal pasé a lo físico. “Me amenazaron diciendo que si no cierro el negocio y desalojo me partirán las computadoras”, contó.

Angustiada y con miedo cerró su pequeño local, pero ese es su único sustento por lo que a los pocos días abrió nuevamente. Claro asesorada por un abogado quien insistió en que en este momento no es factible vender la casa porque está sometida a acciones de ley para distribuir equitativamente los derechos.

Problemas de salud

La condición de salud de Nercy no es la ideal. Hace poco fue operada de un riñón y el otro está afectado por lo que cualquier esfuerzo físico puede afectar o acelerar el problema.

El estado emocional en el que está inmersa a causa de la exigencia de los tres hermanos también perjudica su salud, no solo la emocional, también la física, pero al parecer eso no les importa.

Nercy, y el resto de los hermanos -cinco con ella- sólo pide que esperen a la división o distribución equitativa de los derechos del inmueble y que no sea movida del local dónde funciona su negocio. Único medio de sustento con el que cuenta. Además requiere de por lo menos una o dos habitaciones.

Según explica se trata de una casa grande con muchos espacios, por lo tanto considera justo su requerimiento. De cualquier manera piensa que lo más acertado es cumplir con lo estipulado por las leyes de Venezuela.

Con mucho pesar responsabiliza de cualquier daño que pueda sufrir ella o sus pocos bienes a los tres hermanos que le exigen bajo amenazas el desalojo del inmueble del que ella también tiene derechos por ser una de las ocho herederas. (BM)

 

 

 

- Advertisment -
Encartado Publicitario