jueves 11 agosto, 2022
InicioReportajes y EspecialesCultores jóvenes rinden honor al patrono

Cultores jóvenes rinden honor al patrono

379 views

Las demostración de fe, devoción y admiración de los feligreses hacia el Cristo del Rostro Sereno se han plasmado de diversas formas a través de los años. Desde el Libertador Simón Bolívar en su paso por este pueblo hasta escenificaciones teatrales forman parte de los homenajes al santo patrono, ofrecidos muchas veces por jóvenes de la localidad


Bleima Márquez


Con frecuencia oímos a nuestros padres y abuelos conversar sobre oración y fe, pero, que sean los mayores de las casas quienes eleven oraciones y den este tipo de demostraciones, no es realmente una norma.  Cuando se trata del Cristo del Rostro Sereno, no importa la edad, todos expresan admiración, fervor y devoción.

Recientemente, una muchachada, integrantes del Grupo Teatral Telira de la Casa de la Cultura de La Grita, cuyo director es Jairo Duque, llamó la atención del equipo de prensa de Diario La Nación cuando se trasladó al municipio Jáuregui a la cobertura del traslado del Santo Cristo al Altar Mayor de la Basílica del Espíritu Santo.

Adolescentes, vestidos con trajes de la época independentistas, recorrían las calles de la parte alta del pueblo luego de escenificar el paso de Bolívar por La Grita en 1813 y aprovechar  la ocasión para rendir honor al hijo de Dios al recordar la visita del Libertador al Santo Cristo de La Grita. Con este tipo de acontecimientos se realza la cultura jaureguina y tachirense, además de evocar hechos históricos y religiosos importantes que marcaron la Venezuela de hoy.

Emmanuel Contreras, es estudiante del colegio Santa Rosa de Lima  y  forma parte del grupo teatral Telira. Este joven asegura que ser de La Grita es una bendición. “Para mí es un orgullo haber nacido en esta tierra, la ciudad del Espíritu Santo, la Atenas del Táchira, y la verdad es bastante satisfactorio porque es la tierra de la cultura, la cuna de la cultura. Siempre tengo claro en mi mente al Santo Cristo de La Grita. Es mi pasión y forma parte de mi vida porque él es quien me ayuda siempre”

Willver Ortegoza: Estudia en el colegio Santo Cristo y al igual que Emmanuel pertenece al grupo Telira de la Casa de La Cultura del municipio Jáuregui. Piensa que La Grita es un pueblo mágico y hermoso. “El Santo Cristo de La Grita y la Virgen de Los Ángeles son los patronos de nuestro municipio. Soy católico y creo en Cristo, le tengo mucha fe porque sé que me ayuda. Le pido las cosas con bastante amor y cariño”

El,  junto al resto de adolescentes que integran la obra “El paso de Bolívar por La Grita”, extendió una invitación a todas las personas del Táchira y del resto del país a disfrutar de las ferias grandes de la montaña y recordó que este 2022 el Cristo del Rostro Sereno cumple 412 años.

Bolívar y  el Santo Cristo

Cuando se habla de la visita de Simón Bolívar al Santo Cristo de La Grita y el impacto que la imagen causó en el Libertador la mayoría de las personas relacionan este hecho con la Basílica del Espíritu Santo, actual casa del patrono del Jáuregui y del territorio nacional,  pero este acontecimiento realmente sucedió en  la Capilla de la Santa Cruz del Liceo Militar Jáuregui (Limijau), estructura que actualmente no existe.

Hay documentos que certifican que donde actualmente queda la entrada principal del Limijau, estaba la capilla de la Santa Cruz, templo que fue morada de la imagen del Santo Cristo de La Grita durante 172 años.

Hacia el año 1960 el entonces monseñor José Teodosio Sandoval, cura de la parroquia Nuestra Señora de Los Ángeles de La Grita, vendió al Ministerio de la Defensa, representado en el coronel director Pablo Antonio Flores,  un lote de terreno que incluía la referida capilla, donde aún estaba el Santo Cristo.

La venta se hizo efectiva para levantar una entrada porque  la existente en ese momento estaba hacia un costado del liceo. Es entonces cuando trasladan al Santo Cristo para la Basílica del Espíritu Santo y la capilla fue demolida.

Según la historia de la ciudad del Espíritu Santo, Simón Bolívar visitó al Santo Cristo en 1813, durante la Campaña Admirable, la Casa de Bolívar estaba ubicada cerca de la capilla; es por ello que en su transitar por la Grita pasó por allí y quedó maravillado ante la majestuosidad del Cristo del Rostro Sereno  a tal punto de retirarse caminando de espaldas para no dejar de contemplarlo.

- Advertisment -
Encartado Publicitario