“Porque no le di la mano al alcalde de Junín sus escoltas me agredieron y amenazaron”

6207
El docente Jackson Sanabria, aseguró que la respectiva denuncia por la agresión en su contra y la de sus hermanos, ya fue formulada ante Cicpc y el MP.

Luego de denunciar ante el Ministerio Público y ante el Cicpc, la situación violenta de la que, asegura, fue víctima el pasado jueves 20 de junio, el docente universitario Jackson Sanabria, decidió hacer público que escoltas y hasta una asistente del alcalde del municipio Junín, Ángel Márquez, lo agredieron, arrestaron y amenazaron.

Contó Sanabria que el hecho se originó, cerca de las 11 de la mañana, en las instalaciones del terminal de pasajeros de Rubio, donde el Inti y el burgomaestre Márquez, estaban entregando una serie de títulos de tierras, y en el que el docente era uno de los beneficiarios.

“Yo fui al acto porque si no, me quitaban el beneficio, eso lo sabemos todos, que esos actos son obligatorios y a quienes no van les restringen la entrega del título. Tuve que asistir.

Cuando me llamaron y el alcalde me entregó la carpeta, me extendió la mano, y yo sencillamente no se la estreché. Me exigió que le diera la mano, supongo que para la foto, y no lo hice. Me retiré y me senté. Lo que hice, lo volvería a hacer porque a mí me educaron que uno debe respetar, pero no puedo darle la mano a alguien que no respeto.

Por eso me negué. No fui grosero con él, no le dije nada, regresé a mi silla y me senté. Y como eso causó risa entre los presentes, imagino que eso fue lo que le causó mucha molestia”, relató.

Sanabria agregó que, incluso, se retiró del acto antes de que finalizara. Que se quedó a las afueras del terminal esperando a que saliera su hermano, quien también recibiría el título de tierras, y a una hermana de 17 años, que los acompañaba ese día.

“Agresiones y amenazas”

“Me llega uno de los escoltas y me dice que le devuelva la carpeta para revisarla porque supuestamente había un error, me la quitó y me dijo que la retirara al día siguiente en la alcaldía. Eso me molestó porque me di cuenta que era represalia por lo que había pasado.

Me fui detrás de él, preguntándole si era porque no le di la mano al alcalde. Le pregunté varias veces, pero no me respondía, entonces le dije: hey, chavista, es con usted”, y fue entonces cuando se dio la vuelta furioso, y me gritó sí, soy chavista y qué, a la vez que me dio dos golpes en la cara, y yo, le respondí abalanzándome sobre él, hubo un forcejeo, lo reconozco”-

Para ese momento –agregó- ya el hermano y la hermana salían del acto y corrieron hacia donde se presentaba la escaramuza. “Llegaron también como otros tres o cuatro escoltas o asistentes, no se, que agredieron a mis hermanos. Uno de ellos sacó un arma de fuego y apuntó a mi hermano. A mí me lanzaron contra una pared y me esposaron, me subieron a una camioneta y me llevaron a la alcaldía, pero nos quedamos afuera, en la camioneta. Me dijeron que eso me pasaba por no callarme. Al que me quitó la carpeta no lo volví a ver más, pero apareció una mujer, creo que asistente del alcalde, que argumentó que yo intenté agredir al alcalde, que ella era responsable de la seguridad del alcalde y que me podía imputar, como si fuera fiscal, como paramilitar o podría decir que por intento de un acto terrorista”.

La familia de Sanabria ya había llegado a la alcaldía para preguntar por el él y por la razón de su detención.

“El problema se hizo tan grande que Politáchira intervino, un funcionario apareció, me llevó a la coordinación policial de Rubio, y luego me dejó en libertad. La carpeta que me quitaron desapareció y tal vez no la vuelva a ver”.

Para finalizar el docente advirtió claramente que “cualquier cosa que me pueda pasar a mí o a mi familia, directamente responsabilizamos al alcalde Ángel Márquez”. (MB)