Luis Vicente León: La proyección migratoria es alarmante

1498
Luis Vicente León, presidente de Datanálisis.

El director de Datanálisis, Luis Vicente León, detalló lo duro que ha sido para muchas familias tener que separarse de sus seres queridos por la crisis que se vive en Venezuela. “Es difícil conseguir venezolanos a quienes la historia de la migración no les toque de cerca”.

El analista indicó que la ola migratoria se puede triplicar en los próximos años. “El número que más nos impacta de la última encuesta Datanálisis es el % de residentes que están haciendo trámites para emigrar, que subió de 12% en 2015 a 35% en 2017. La proyección migratoria es alarmante”, señaló,

Luis Vicente León indicó que “nada resolverá esta situación, que nos afecta dramáticamente, si no somos capaces de ofrecer a nuestros hijos una vida digna hoy y la posibilidad de vivir mejor que nosotros mañana. Ese es nuestro reto país y no podemos dejarnos ahuyentar ni primitivizar. Hay que hacer lo que haya que hacer, a pesar de tener miedo. Esa es la definición de valentía”.

Es difícil conseguir venezolanos a quienes la historia de la migración no les toque de cerca. Para muchos es la historia de su propia vida, que tienen que cambiar no por placer sino por necesidad.  Algunos porque sus negocios ya no pueden desarrollarse y necesitan buscar alternativas donde invertir recursos y conocimientos. Y entonces se fueron muchos inversionistas, sus familias y su dinero, pero sobre todo su espíritu emprendedor, que se convirtió en inversiones, empleo y desarrollo que pudo estar aquí…y no lo dejaron estar. Y se fueron después profesionales de alto nivel, que ahora sirven a sociedades que los acogieron. Y entonces la crisis se puso peor y la población más necesitada llevó la peor parte. Se dividen los venezolanos entre quienes tienen acceso a dólares y quienes no. A diferencia de las primeras olas migratorias, la nueva ola involucra a la base de la pirámide, lo que pronostica una salida masiva de personas, muy superior a lo que ya se fue. Esta nueva oleada no lo hace de manera ordenada, ni estructurada, ni legal. Producto del desespero y la necesidad, muchos venezolanos se montan en un autobús…y se van. ¿Donde? no tiene que ver con un tramite oficial sino con una prima lejana que se ofrece a ayudar. Un hermano que se fue primero o un abuelo que era de allá. Y entonces, respira profundo, piensa en la medicina de su mamá, en la escuela del carajito, la comida del papá y con un edificio en los hombros, pesado  de solidaridad…se va. ¿Cuántos?  No sabemos con certeza, pero hay al menos 7% de la población afuera y esta ola migratoria lo puede triplicar en los próximos años. El número que más nos impacta de la última encuesta Datanálisis es el % de residentes que están haciendo trámites para emigrar, que subió de 12% en 2015 a 35% en 2017. La proyección migratoria es alarmante. Nada resolverá esta situación, que nos afecta dramáticamente, si no somos capaces de ofrecer a nuestros hijos una vida digna hoy y la posibilidad de vivir mejor que nosotros mañana. Ese es nuestro reto país y no podemos dejarnos ahuyentar ni primitivizar. Hay que hacer lo que haya que hacer, a pesar de tener miedo. Esa es la definición de valentía.

A post shared by Luis Vicente Leon (@luisvleon) on