EL 95° ANIVERSARIO del nacimiento de José Rafael Cortés se recuerda hoy, quien dejara una estela de ejemplo del trabajo y de tesón empresarial. Había nacido en Rubio, y fundó, entre 16 industrias, Diario La Nación, el 23 de diciembre de 1968, lo que siempre consideró su más grande aspiración como industrial…LA PUESTA EN MARCHA  de este periódico la hizo al lado de su padre Arquímedes Cortés, de su socio Natali Rafaelli, de su esposa Gloria Niño de Cortés y del director Mardonio González…SU BIOGRAFÍA es muy extensa, la misma que fuera recogida ampliamente por el historiador Luis Hernández Contreras en el libro dedicado a este periódico, su sueño permanente hasta el último día de diciembre del pasado siglo, cuando entregó su alma al Creador…PERO HAY UNA  faceta de José Rafael Cortés que muy pocos conocen, como es la de su labor altruista y filantrópica, que hizo en silencio, en provecho de muchas personas, a quienes auxilió desinteresadamente, aplicando el principio bíblico que señala que lo que haga tu mano izquierda, no lo sepa la derecha…EN JUSTICIA a esta entrega, revelamos que dedicó buena parte de su peculio en ayudar con becas y apoyo económico, como aquella vez que sorprendió al joven ingeniero químico Gerardo Mora, a quien le pagó estudios especializados en Suiza; a la bachiller Margarita Duque, a quien becó para cursar Periodismo en la Universidad de La Plata, en Argentina, o cuando una vez que falleciera uno de los dirigentes sindicales de Telares del Táchira, ubicó a su familia en una vivienda de su propiedad en forma gratuita, más un estipendio para la manutención de su prole; y en otra ocasión, becando a un niño que venía a lustrar el calzado de los redactores de esta casa y que gracias a ello terminó su bachillerato y se hizo oficial de la policía…A ESTOS CASOS se suma el aporte hecho a la familia de uno de sus amigos de infancia caído en desgracia, e incluso la ayuda a otro en el exterior, y cuya entrega me encargó con el recado que nadie supiera de tal diligencia…PERO EN LO QUE más se destacó fue no solo en la creación de empresas, sino en la multiplicación de puestos de trabajo, pues su afán, decía, era que la mayor cantidad de sancristobalenses tuvieran una labor para llevar su rendimiento a la mesa de sus hijos…POR OTRO LADO, convirtió su columna, “La opinión del Editor”, en la más formidable fortaleza de defensa de las necesidades tachirenses, de la crítica a quienes siempre mantuvieron demagógicamente con promesas sus inquietudes, y a un sistema político que más medraba que otorgaba bienestar a sus conciudadanos, fijando así una línea irreductible y una posición que sabía para qué había puesto en marcha su querido Diario La Nación.
……..
Y ESTO, es todo por hoy
……..
DIOS los bendiga…¿Saben?
VÍCTOR MATOS