martes 7 diciembre, 2021
InicioDeportes¿Una cuestión de tres...?

¿Una cuestión de tres…?

835 views

Jugada la sexta fecha, primera jornada de la segunda vuelta del Hexagonal A, son Caracas FC, Monagas y Deportivo Táchira los más opcionados para el 1-2, que les da dos cupos directo a la fase de Grupos de la Copa Conmebol Libertadores y la disputa del título de la temporada 2021 del fútbol rentado venezolano.


Homero Duarte Corona

No todo está escrito en el Hexagonal A de la Liga Futve del fútbol rentado nacional, quedan cuatro fechas a sangre y fuego; sin embargo luego de jugada la primera jornada el día viernes, todo apunta que son Caracas FC, Monagas SC y Deportivo Táchira los más opcionados al festín.

Rojos del Ávila es primero con 11 puntos por mejor gol average, respaldado por sendas goleadas en la primera y segunda vuelta a su compañero de patio Deportivo La Guaira por marcadores de 4-0 y 0-5, respectivamente, igualado con el “monaguitas”, mientras que el aurinegro es tercero con 9 unidades.

Noel Sanvicente ha tenido en la tropa del litoral su “gran aliado” incondicional, nueve goles en dos partidos, para un buen colchón a la hora del gol average.

El gran secreto para los tres equipos que ahora ocupan el 1-2-3 de la tabla de posiciones radica en que dependen de ellos mismos, el que resbale se queda. Ganar en casa y arañar puntos en carretera es la fórmula para los cuatro partidos que restan.

De la tripleta de punta, el más cómodo es el rojo capitalino, de cinco partidos de la segunda vuelta, cuatro son de local, ya hizo el primero realidad con un contundente 5-0 ante Deportivo La Guaira, un handicap en relación a sus escoltas Monagas S.C., que apenas tendrá dos compromisos de local, el viernes se le cumplió el primero con empate frente a Deportivo Táchira, y el propio club amarillo y negro tendrá tres compromisos en su fortín: Deportivo La Guaira y Caracas FC la próxima semana y frente a Estudiantes de Mérida en el cierre. Un solo juego en carretera, contra Deportivo Lara.

Táchira por 10 puntos de 12

El ocho veces campeón nacional del fútbol rentado venezolano debe ganar los tres compromisos de local, condición sine qua non y empatar como mínimo el solitario partido de visitante frente a Deportivo Lara.

Todos los partidos son distintos, una historia diferente, pero la gran alternativa de Juan Domingo Tolisano es proponer fútbol, que sus jugadores saquen a relucir la casta de equipo grande tal como sucedió frente a Monagas en Maturín.

El amarillo y negro superó todas las adversidades habidas y por haber en el Monumental de Maturín el viernes en la noche; comenzó perdiendo y remontó a través de un gol de antología del juvenil Yerson Ronaldo Chacón, y cuando mejor jugaba, en los primeros minutos del segundo tiempo,con par de ocasiones claras de irse arriba en el marcador a través de Freddy Góndola y Anthony Uribe, todo cambió ante la injusta expulsión por doble cartón amarillo a José Luís Granados a los 54 minutos.

El visitante tuvo que remar la casi totalidad del segundo tiempo con 10 jugadores, sacando a relucir la chapa de equipo grande del fútbol profesional venezolano, lo que significa el uniforme amarillo y negro, para no solo mantener el empate, sino lo que pudo ser la victoria; el juez central Jesús Valenzuela dejó de pitar una falta clara dentro del área al volante Carlos Ramos, un penalti más grande que el Monumental de Maturín cuando restaban tres minutos para el final del compromiso.

No fue la mejor noche para el árbitro FIFA, Jesús Valenzuela, cometió muchos yerros, que de acuerdo a lo observado a través de la televisión perjudicó al Deportivo Táchira.

Nada fácil lo que viene

Ni los tres partidos que le restan, tampoco la visita a Deportivo Lara será fácil para Juan Domingo Tolisano; cuatro finales, con la seguridad que nadie va a regalar nada. Para cualquier equipo del fútbol profesional venezolano, chico o grande, el gran objetivo no es otro que vencer al Deportivo Táchira.

Deportivo La Guaira, pese a la crisis que sufre ahora, no deja de ser un rival déficit de enfrentar, su entrenador Daniel Farías vendrá a vender cara la derrota, sus jugadores lucharán los 90 minutos y el agregado por los tres puntos en discordia.

Más complicado aún la situación frente a Caracas FC, el eterno verdugo aurinegro, una y mil historias nada agradables, máxime en esta ocasión, llega a Pueblo Nuevo con el liderato a cuestas, respaldado por un grupo humano de mucho peso, que vienen sumando de locales y visitantes.

No pudo descifrar el aurinegro el cerrojo que le puso el rojinegro larense en su visita al “Templo” de Pueblo Nuevo para arrebatarle un empate, dos puntos que no pudo sumar Tolisano y sus dirigidos, que tratará de recuperarlos con un buen resultado en su visita a Barquisimeto en la penúltima fecha.

Frente a Estudiantes de Mérida la confrontación será de poder a poder, independientemente esté o no eliminado de la liguilla final por aquello de la recalcitrante rivalidad desde hace casi medio siglo. Será un cierre de alto voltaje, durante los 90 minutos y el agregado.

- Advertisment -