miércoles 19 enero, 2022
InicioInfogeneralDía Mundial de la Libertad de Prensa: entre violaciones y la pandemia

Día Mundial de la Libertad de Prensa: entre violaciones y la pandemia

181 views
Leoner Hernández

El 3 de mayo se celebra el Día Mundial de la Libertad de Prensa, una oportunidad para que los medios de comunicación y periodistas del mundo defiendan sus derechos básicos e independencia que exige un oficio cada día más vulnerado.

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) resalta la importancia de la fecha en cuanto a la necesidad de que gobiernos y sociedades respeten su compromiso con la libertad de prensa, y los medios informativos que son objeto de violaciones reciban el apoyo necesario.

Denuncias emergentes

En Venezuela, las cifras de violaciones a medios y trabajadores de la prensa vienen en alza. El año pasado, el clima político y social mantuvo la tendencia creciente de denuncias del gremio periodístico en relación a sus derechos, según se desprende del reporte elaborado por la ONG Espacio Público, «Informe 2019: Situación general del derecho a la libertad de expresión en Venezuela».

El pasado fue el segundo año con más casos de violaciones a la libertad de prensa desde 2002 en el país. En total, la ONG registró 468 casos, 21 % más que en 2018 y solo superado por 2017 (708), año de manifestaciones. Igualmente, la mayoría de los casos se presentaron en el primer cuatrimestre del año, mismo que coincide con las coberturas de la movilización del 23 de enero, la entrada de la ayuda humanitaria y los apagones generales del mes de marzo.

Espacio Público también registró 114 detenciones por cuerpos de seguridad del Estado, 64 % de ellos son trabajadores de la prensa. También, destaca el reporte, fueron cerradas 27 emisoras de radio en el país y la mayoría de los procedimientos se realizaron de forma irregular, mientras que la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) acumula el 18% de las restricciones administrativas de 2019.

En suma, Espacio Público registró 577 víctimas de violaciones a la libertad de expresión en 2019, de los cuales 274 fueron periodistas y reporteros; y otras 110, a medios de comunicación. Los principales victimarios fueron los cuerpos de seguridad (30,52 %), instituciones del Estado (28,21 %) y funcionarios públicos (15,16 %). El estado Táchira fue el tercer estado de Venezuela con más denuncias de violaciones a la libertad de expresión durante el año.

Para el informe, la ONG dedicada a la defensa de la libertad de expresión tipificó las violaciones de acuerdo a sus características: agresión, ataques, amenazas, censura, intimidación, hostigamientos judiciales y verbales, restricciones legales y administrativas, y muertes.

Los medios en pandemia

Ya en 2020, la dinámica continuó en los primeros cuatro meses. Según el informe presentado por el Instituto Prensa y Sociedad de Venezuela (IPYS Venezuela), «La verdad en cuarentena», entre enero y abril, 121 periodistas fueron víctimas de violaciones a la libertad de expresión e información en los 146 casos registrados.

Sin embargo, las violaciones se recrudecieron a partir del decreto de Estado de Alarma por la pandemia de la COVID-19 en Venezuela, el 13 de marzo. Desde entonces y hasta el 30 de abril, IPYS Venezuela contabilizó 27 casos de agresiones a la libertad de prensa ejecutadas por los cuerpos de seguridad del Estado, entre ellas, 15 casos de detenciones arbitrarias a 20 trabajadores de la prensa en los estados Miranda, Vargas, Cojedes, Táchira, Guárico, Apure, Delta Amacuro, Zulia y el Área Metropolitana de Caracas.

De acuerdo con el informe, la ONG también hizo un seguimiento durante cuatro días de marzo y abril a 51 medios de comunicación (43 emisoras radiales de Caracas y ocho canales televisivos nacionales) para analizar el contenido informativo de las cifras oficiales del coronavirus. IPYS Venezuela no solo notó la ausencia de voces expertas en la fuente de salud, sino que además la misma estaba copada por voceros políticos del ejecutivo nacional.

El reporte también señala que la ausencia de fuentes especializadas en temas de salud pública no son una novedad: desde 2016 no se publica boletines epidemiológicos y no se conoce con exactitud los índices de enfermedades como el AH1N1, chikungunya, zika o dengue. Esto, además, se une a la falta de claridad e incongruencias en relación las cifras ofrecidas por voceros oficiales.

Para hoy, el Instituto Prensa y Sociedad de Venezuela organizó la campaña «Periodismo con tapaboca», una iniciativa impulsada en las redes sociales y con la cual periodistas y medios de comunicación venezolanos pueden expresar su derecho a la libre información usando la etiqueta #PeriodismoConTapaboca.

- Advertisment -