Canal turco difunde imágenes del periodista saudita justo antes de su desaparición

140
AFP/Archivos / OZAN KOSE Manifestación a favor del periodista saudita Jamal Hashoggi, ante el consulado de Arabia Saudita en Estambul, el 5 de octubre de 2018

Un canal de televisión turco difundió este miércoles imágenes que alimentan la hipótesis de la desaparición forzada o el asesinato de un periodista saudita desaparecido hace una semana tras presentarse en el consulado en Estambul. Su prometida pide ayuda al presidente Donald Trump.

Un canal de televisión turco difundió imágenes de las cámaras de seguridad que muestran al periodista Jamal Khashoggi ingresando al consulado de Arabia Saudita en Estambul, y también del equipo sospechoso de estar detrás de su desaparición.

Khashoggi, un periodista crítico con el poder en Riad y que era columnista para el diario The Washington Post, fue al consulado el 2 de octubre, donde había pedido cita para realizar unos trámites administrativos.

Según la policía turca, el periodista nunca salió del lugar pero Riad afirmó lo contrario.

En las primeras imágenes, un hombre presentado como Khashoggi ingresa al consulado a las 13h14 locales. Cerca, se puede ver una camioneta negra.

Las siguientes imágenes muestran la camioneta que entra al consulado que luego sale y a las 15H08 se dirige, según 24 TV, a la residencia del cónsul que está muy cerca.

El jefe de redacción del diario Aksam, Murat Kelkitlioglu, dijo que él está “seguro” que el periodista fue transportado en ese vehículo, vivo o muerto, indicó al presentar las imágenes en 24 TV.

Fuentes turcas, citando la investigación en curso, afirmaron durante el fin de semana que los primeros elementos indican que Khashoggi fue asesinado en el consulado. Pero algunos medios en Turquía mencionaron el martes la posibilidad de que haya sido secuestrado y llevado a Arabia Saudita.

Riad desmintió tajantamente que haya sido asesinado.

El diario The Washington Post afirmó, citando una fuente que sigue el caso, que los servicios de inteligencia estadounidenses habían interceptado comunicaciones entre responsables sauditas que mencionaban su secuestro, antes de la desaparición de Khashoggi. AFP