Rescatan con vida a uno de los mineros bolivianos atrapados 

276

Los equipos que trabajan en las labores de rescate de tres bolivianos atrapados al interior de una mina en el norte de Chile lograron recuperar a uno de ellos con vida, encontraron a otro muerto y un tercero sigue desaparecido, informó este sábado el gobierno chileno.

Los mineros quedaron atrapados la tarde del jueves al interior de la Mina Directorio 8 de la ciudad norteña de Tocopilla, a unos 1.500 km al norte de Santiago.

“Luego de 37 horas de intenso trabajo, se confirma rescate de uno de los mineros atrapados en la mina Directorio 8 de Tocopilla”, informó el ministro de Minería, Baldo Prokurica, que se trasladó hasta el lugar para supervisar las labores.

“Lamentablemente uno de los tres mineros está fallecido y un tercero aún sigue desaparecido. No bajaremos los brazos hasta encontrarlo”, agregó Prokurica.

El trabajador encontrado con vida fue identificado como Leonardo Condori, de 57 años, quien fue trasladado hasta el hospital de Tocopilla. Las identidades del minero desaparecido y de quien fue hallado muerto no fueron entregadas por las autoridades.

A través de su cuenta de Twitter, el presidente de Bolivia, Evo Morales, lamentó la muerte de uno de los mineros, quien de acuerdo a las autoridades chilenas, falleció producto del derrumbe ocurrido el jueves.

“El gobierno dispondrá de inmediato todo lo necesario para la repatriación de sus restos mortales”, aseguró el mandatario, que también agradeció “el esfuerzo con que el hermano gobierno de Chile realiza en esta emergencia”.

La estatal chilena Codelco, la mayor productora mundial de cobre, colabora en las labores de rescate, con parte de quienes trabajaron en 2010 en el exitoso rescate de los 33 minero de Atacama, encontrados todos con vida tras permanecer atrapados a más de 600 metros de profundidad por 69 días.

El Servicio de Geología y Minería de Chile (Sernageomín) había informado que un gran ‘bolón’ tapaba la boca de una chimenea que servía de acceso a la mina, de por los menos cinco décadas de explotación.

“Se trata de una mina antigua, que es un verdadero queso gruyere; tiene muchos túneles”, explicó el ministro Prokurica, a la Televisión Nacional de Chile.

Los bolivianos llevaban muy poco tiempo trabajando en la mina, agregó el ministro.