Oficialismo pide cárcel para quienes boicoteen elecciones venezolanas

86
Jorge Rodríguez, ministro para la Comunicación e información. (Foto: AVN)

Caracas. – El partido de gobierno de Venezuela pidió este miércoles al poder electoral castigar con prisión a los opositores que boicoteen los comicios de alcaldes de diciembre, en los que la mayoría de la oposición no participará.

“Solicitamos al Consejo Nacional Electoral (CNE) que preserve el derecho de los venezolanos a votar y que tome medidas establecidas en la Constitución (…) contra los partidos que impidan los derechos políticos”, exhortó en rueda de prensa el dirigente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) Jorge Rodríguez.

Poco después el fiscal general, Tarek William Saab -notorio chavista-, anunció en rueda de prensa que el Ministerio Público prepara una investigación contra varios ciudadanos -sin identificarlos-, que han llamado “a desconocer las instituciones y llenar de sangre el país”.

“Nadie tiene derecho a llamar cada vez que le dé la gana, porque no le gusta un evento electoral, a incendiar el país”, apuntó Saab.

Rodríguez recordó que la pena por impedir el ejercicio de los derechos políticos mediante “violencia, amenazas o tumultos” llega a hasta los 30 meses de cárcel.

Por otro lado, el representante del PSUV advirtió que está prohibida la propaganda electoral “que desestimule” el voto.
“Partidos como Voluntad Popular (de Leopoldo López, en arresto domiciliario) y Primero Justicia (del excandidato presidencial Henrique Capriles) están convocando a la desestabilización, a la violencia. Que se tomen acciones”, pidió Rodríguez al CNE, acusado por la oposición de servir al Gobierno.

El dirigente arremetió en particular contra el vicepresidente del Parlamento, Freddy Guevara, de Voluntad Popular. “Incluimos en esto al bonsai de Hitler, alias Freddy Guevara”, señaló.

Voluntad Popular, Primero Justicia y Acción Democrática, los tres principales partidos de la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), se marginaron de las municipales por considerar que no hay condiciones de transparencia.
La oposición desconoció los resultados de las elecciones regionales del 15 de octubre, en las que el Gobierno ganó 18 de las 23 gobernaciones.

La MUD, que se adjudicó las otras cinco, denunció irregularidades como cambios de centros de votación a última hora o violencia contra sus testigos, aunque también hubo una alta abstención en sus filas.

“Como recibieron una paliza, vuelven a apelar a la violencia y la sedición”, zanjó Rodríguez, aludiendo a las protestas que exigían la salida del presidente Nicolás Maduro y dejaron unos 125 muertos entre abril y julio. (AFP)