Noche de Ronda

241

LAIDY GÓMEZ acaba de demostrar que es posible doblarse pero jamás romperse. Asumir la Gobernación del Táchira es responder a esos 320 mil ciudadanos que le pusieron sus sueños para que nos dirija a buen puerto…COMO LO DICE el Dalai  Lama: “Juzga el éxito en términos de lo que has tenido que ceder para lograrlo”, y de esa forma, su respuesta al pueblo que la eligió no ha podido ser lo mejor de su carrera política, así haya tenido que juramentarse pasando un trago amargo o con un pañuelo en la nariz…O COMO LO SEÑALARA otro pensador: “Hay que hacer un brindis por toda esa gente que, intentando hundirnos, han conseguido que aprendamos a respirar bajo el agua”, que es exactamente lo que ha hecho nuestra joven líder, señalada por Claudio Fermín como una heroína de la política por la decisión tomada y que tendrá que ser valorada en su justa dimensión, acorde con lo que aspira a cumplir. no solo para quienes votaron por ella sino para todos los habitantes de este castigado estado…NO OLVIDEMOS lo escrito alguna vez por Bertold Brech: “Hay quienes luchan un día, y son buenos; hay otros que luchan un año y son mejores; hay los que luchan muchos años y son muy buenos; pero los que luchan toda la vida son imprescindibles”…YA SENTENCIA LA MÁXIMA de los chinos: “Si te caes seis veces, levántate siete”, y en ese sentido, todos aspiramos a que se cumpla ahora sí el eslogan de Laidy  Gómez: “Táchira se levanta”, pues de no haber asumido tamaña decisión, seguiríamos en el mundo de la desesperanza…AHORA SE LE ABRE un mundo por transitar, sin las ataduras partidistas, lo que le da mayor independencia para rodearse de un equipo capaz de luchar por el terruño, con los valores de quienes aman el bienestar de esta región andina, sin compromisos que le impidan cumplir lo que su talento le señale, sabiendo que recibe ese sorprendente respaldo que tuvo el 15 de octubre y que inteligentemente acaba de coronar, por más que salgan esas voces agoreras, de apetitos insatisfechos, a querer condenar que se alumbrara con esa luz que la iluminó en el último momento…SIEMPRE HEMOS sostenido que no son los partidos políticos los que ganan elecciones. El partido presenta su aspirante y su programa, pero quien compra su oferta es la inmensa mayoría silente, que es el pueblo, al que esperamos se entregue esta abogada y que, como lo escribiéramos recientemente, tiene un bien amueblado cerebro de lo que es querer a su tierra, corresponder a las inquietudes de sus conciudadanos y trabajar denodadamente para cumplir con ese conglomerado que le hace entrega de una ardua tarea por sortear. Que así sea.

……..

Y ESTO, es todo por hoy

…….

MENTIRAS  Universales:

“Yo esperaba otra cosa”

…….

DIOS los bendiga…¿Saben?

VÍCTOR MATOS