NOCHE DE RONDA

181

EXTRAIGO del afamado escritor y poeta inglés, Oscar Wilde, la siguiente reflexión: “La máxima felicidad del matrimonio, cosa que los jóvenes ignoran siempre, es la de envejecer juntos”, precisamente en esta fecha en que tanto Zoyré del Valle como yo celebramos las Bodas de Zafiro de nuestro matrimonio, realizado el 24 de agosto de 1974, en la iglesia Santa Rosa de la ciudad de Lagunillas, estado Zulia, se hace más vigente esta máxima…TRAS 45 AÑOS transcurridos por la gracia de Dios, hemos visto crecer y formarse a nuestro primogénito Yimber, y reír y gozar con nuestros nietos, Valeria y Jesús, frutos de corazones henchidos por la emoción de recordar para mi familia tan significativa fecha. Que el Todopoderoso nos siga iluminando por el resto que nos queda en esta etapa sideral…PERO, COMO el tiempo pasa volando, nos parece que lo transcurrido es como si las cosas hubieran pasado ayer, lo que reafirma lo fugaz que es la existencia, lo que nos obliga a vivir el hoy con honestidad, sinceridad y buen ejemplo, para sembrar la moral y las buenas costumbres en las nuevas generaciones…Y HABLANDO de nueve lustros, traemos a colación la carrera artística del gran cantante tachirense Alexánder, quien siendo muy joven anunciaba su viaje a Caracas para presentarse en los programas El Tiempo es Oro y la Feria de la Alegría, que conducía Henry Altuve por Radio Caracas Televisión, emprendiendo así una carrera que lo llevó a ganar el Festival de Voces Nuevas, ser titular de la Voz Nocturna, la Voz Sindical y el Festival de la Canción del Ávila, para luego retornar varias veces a su tierra, a los programas de Sábado Sensacional de Venevisión por la Feria de San Sebastián y presentarse aquí más adelante en la Noche de Pasodobles, y los escenarios de Puerta Grande y La Hoja…TAMBIEN HACE 45 años, el movimiento artístico era formidable en San Cristóbal, con shows de alta calidad y figuras del escenario nacional e internacional como fueron los casos de las salas de fiestas Las Vegas, la Western Discotheque, Los Claveles, Tío Pepe, que contrataron a verdaderas estrellas del firmamento musical…PERO UNO DE LOS  espectáculos de mayor relieve y resonancia continental fue la organización del Festival Sudamericano de la Canción, que presidió el fallecido colega, amigo, compadre y hermano, Omar G. Pérez, al cual vinieron representantes de todos los países latinoamericanos y que tuvieron por escenario, primero, a la Plaza Monumental de Pueblo Nuevo, luego al Teatro Cinelandia y finalmente el Pabellón Colombia del Complejo Ferial de Pueblo Nuevo. Con él compartimos este jolgorio artístico, Nelson Hernández y Orlando Molina, una fiesta sin paralelo, pero que por falta de apoyo económico no pudo seguir adelante.

…….

Y ESTO, es todo por hoy

…….

MENTIRAS Universales:

“El pasado no importa”

…….

DIOS los bendiga…¿Saben?

VÍCTOR MATOS