martes 17 mayo, 2022
InicioOpiniónPasión por el Táchira

Pasión por el Táchira

394 views

Julieta Cantos.

Siguiendo la línea del sentido de pertenencia, amor y reconocimiento de nuestra ciudad y nuestro estado -el cual pienso se puede lograr desde los diferentes espacios y por cualquier persona-, quiero enfatizar en el papel de los gobiernos regionales y locales para aportar en este proceso de formación. Por eso, hay que ser tan cuidadosos cuando se definen políticas urbanas, sobre todo las que tienen que ver con las reformas a la ordenanza y el catastro. Ellas determinan el comportamiento del ciudadano en torno a la ciudad y por ende el funcionamiento de la misma. Y he aquí que, con estas dos herramientas, se puede direccionar el desarrollo, la convivencia y la inclusión.

Así es como en este deambular y mirar permanente de nuestra ciudad he venido encontrando artistas dibujando sobre paredes de viviendas en la avenida 19 de Abril. Esto me llenó de alegría y expectación. Es una manera de reafirmar nuestra condición de estado cultural generador y formador en las diferentes disciplinas. Y si bien en algunos tramos me chocó la reproducción de  personajes  de  dibujos  animados  de  Disney  y Pixar -referentes que no son los nuestros, pero que la globalización y la mediática han incorporado-, semanas después me conseguí con artistas pintando a los presidentes de Venezuela en sus diferentes períodos, identificados con nombre y fecha…en donde inician la secuencia con Cristóbal Colón, a quien identifican como “conquistador”. Luego siguieron las sorpresas…un tramo tan extenso como el anterior en donde desfilaban ante mis ojos, referentes nacionales en diferentes disciplinas: escritores, beisboleros, músicos…me encantó…aspiro a que se les haga la leyenda correspondiente, porque muchos de nuestros jóvenes no tienen ni idea de quiénes son…y ahí es donde se empieza a educar de forma bonita, generando sentido de pertenencia por nuestro país y nuestra ciudad. En Táchira tenemos gran cantidad de “personajes” que deben ser reconocidos, incluyendo a los populares que han significado aportes importantes en la conformación de lo que somos.

Me imagino que previo a Colón, en la pared aún sin pintar colocarán la parte de nuestra historia prehispánica, la cual es extensa y digna, conformando nuestros orígenes. Luego podría seguir nuestra fauna y flora, diversa como ninguna. El conocimiento de nuestros recursos reflejado por nuestros artistas.

¡Me encanta este jugar pictórico-educativo a través de las paredes!

Ayer fue el Día de la Madre. Puedo decir que el  hecho de haber sido madre fue una de las grandes alegrías en mi vida. Pero ese hecho vino no solo por dar a luz…ese acto natural…prodigioso…maravilloso, sino por lo que significó la formación y compromiso con mis hijos en el día a día. Lo que quiero significar es que me siento madre cada día y cada día lo celebro. Lo bueno y lo malo. Por lo que su celebración en un día determinado me molesta, más que me agrada. Me encantaría que no fueran las reglas del mercado las que definieran este día, pero así como los personajes de historietas ya forman parte de nuestras vidas, también lo es esta celebración, por lo tanto lo asumo y lo celebro. No obstante, podríamos abrir el margen, primero con las historietas, por ejemplo, crear historietas nuestras basadas en los personajes de las películas infantiles venezolanas poco conocidas, el personaje del Museo de los Niños, o los de las películas de Alberto Arvelo…o todos aquellos que ya han sido plasmados en las paredes de nuestra ciudad recientemente y que pueden convertirse en figuras infantiles ejemplares. Y, en segundo lugar, generar celebraciones distintas sobre los días comercialmente establecidos.

Es divertido esto de escribir, puedo dialogar abiertamente hasta con aquellos con los que difiero…o sea, comentarios bienvenidos a [email protected]

Y feliz Día de la Madre…para [email protected]

- Advertisment -
Encartado Publicitario