sábado 29 enero, 2022
InicioRegional¿Qué sabemos del ACV?

¿Qué sabemos del ACV?

964 views

Cada 29 de octubre se conmemora el Día Mundial del Ataque Cerebrovascular. El Ataque Cerebrovascular (ACV) es la segunda causa principal de muerte y una de las principales causas de discapacidad en todo el mundo.

De acuerdo con el doctor José Gregorio Rosales Meneses cardiólogo, neurorradiólogo intervencionista, presidente de la Sociedad Médica de la Policlínica Táchira, los signos que sugieren un ataque cerebral y que cualquier persona puede identificar, son: imposibilidad de que la persona pueda hablar o pronunciar su nombre, que intente sonreír y se note la desviación en alguna parte de su cara, y que trate de levantar sus brazos y pierda la fuerza en alguno de ellos.

Según lo indica Rosales Meneses, las siglas del ACV se definen como un ataque cerebrovascular, que al mismo tiempo significa una alteración del flujo sanguíneo en el cerebro, que se puede alterar de dos maneras, cuando uno de los vasos sanguíneos se rompa y la sangre salga de donde tiene que estar e inunde el tejido cerebral y lo que lo rodea, eso se llama un ataque cerebrovascular hemorrágico.

La otra situación que puede presentarse es cuando se obstruye un vaso sanguíneo, que ocurre de dos maneras, porque el vaso sanguíneo fue desarrollando una plaquita de colesterol que va creciendo hasta que lo obstruyó, o porque un coágulo sanguíneo o trombo viajó de otro sitio y llegó al cerebro a través de la corriente sanguínea y eso se denomina un ataque cerebrovascular isquémico.

Esta falta de riego sanguíneo es más peligroso y letal para el cerebro que para el corazón, que lo tolera más tiempo. Los ataques cerebrovasculares isquémicos son el tipo de accidente vascular cerebral más común.

Entendiéndose entonces que el accidente cerebrovascular isquémico se produce por la falta de irrigación de una zona del cerebro debido a la obstrucción de una arteria cerebral, debido a un coágulo o un fragmento de una placa de colesterol, por ejemplo. Una de sus principales causas es la hipertensión arterial mal controlada, por lo tanto, se puede prevenir.

Los factores de riesgo cerebrovasculares son similares a los de las patologías cardiovasculares, es decir, personas que sufran de hipertensión arterial, colesterol alto, diabetes, arritmias, tabaquismo y abuso de drogas, aunque hay un porcentaje de estos pacientes (10 % – 12 %) que tienen otros factores de riesgo como alteraciones de la coagulación, alteraciones de los vasos sanguíneos y alteraciones congénitas cardíacas.

“La principal forma de prevenirlos es el manejo de los factores de riesgo, sumado a estilos de vida sana. como son el control de peso corporal y estilos de vida saludable que incluyan dieta balanceada y ejercicio físico. Por otro lado, es importante evitar abuso de estimulantes como cafeína, bebidas energéticas y drogas”, indica el especialista.

El principal manejo de los accidentes cerebrovasculares isquémicos (la interrupción brusca del flujo sanguíneo por un trombo) es la terapia trombolítica a través de una droga anticoagulante. “Esto debe realizarse en un centro especializado para la correcta monitorización del procedimiento y de las horas posteriores. Un segundo paso son las trombectomías mecánicas, procedimiento por el cual a través de un dispositivo se accede al vaso sanguíneo obstruido y se retira el trombo que impide el correcto flujo sanguíneo”, explica el doctor.

Una atención oportuna salva vidas

Atender a estos signos puede marcar la diferencia entre vivir o morir, como lo corroboran las estadísticas mundiales, al indicar que “el ataque cerebrovascular se reporta dentro de las primeras cinco causas de mortalidad en el mundo».

Advierte el especialista que el 60 % de los pacientes con accidentes cerebrovasculares mueren o quedan con discapacidad, de ahí la importancia de conocer los síntomas premonitorios y actuar con rapidez, acudiendo de inmediato a urgencias, llamando una ambulancia o comunicándose con una línea de atención médica de emergencia.

Según cifras mundiales, cada año casi 800 mil personas sufren un ataque cerebrovascular (ACV), más de 140 mil fallecen y muchos sobrevivientes quedan discapacitados. Esto es alarmante porque cerca del 80 % de los accidentes cerebrovasculares pueden ser prevenidos. La presión arterial alta es el factor de riesgo individual tratable más importante con respecto a esta enfermedad. Prevenirla, diagnosticarla y controlarla a través de cambios en el estilo de vida y medicamentos es fundamental para reducir la cantidad de accidentes cerebrovasculares.

Finalizó el especialista Rosales Meneses señalando que “una estadística preocupante es que en Venezuela se calcula que la primera causa de muerte son los ataques cerebrovasculares; la segunda son los casos oncológicos”.

Al cierre, podemos informarles que casi todos los miércoles, a las cuatro de la tarde, se acostumbra a ofrecer para el público en general interesantes coloquios, talleres y charlas que tienen que ver con nuestra salud, en el auditorio de la Policlínica Táchira, ubicado en el piso 2 del edificio 3, y en nuestras redes en Twitter, Facebook, Instagram.

(Luisa Bestene)

- Advertisment -