Regional

Ralph el Demoledor está en el barrio Las Flores

24 de diciembre de 2023

2.905 vistas

Cada 31 de diciembre, los tachirenses acostumbran a quemar un muñeco que representa el año que finaliza. Esta tradicional acción simbólica presagia bienestar y da paso al siguiente

Bleima Márquez

Táchira, junto a Lara, Mérida y Zulia, son las entidades del territorio venezolano que se han caracterizado por la costumbre de elaborar muñecos denominados Año Viejo que son quemados el 31 de diciembre para despedir el año que culmina y las cosas negativas que enfrentaron en esos 365 días.

Se trata de una acción simbólica, que además de representar el año que termina, también presagia fortuna y bienestar para el nuevo año que va a iniciar.

El humor y creatividad de los tachirenses se ha hecho sentir en la fabricación de cada año viejo. Figuras de todos los tamaños y formas se exhiben en las calles de la ciudad y con ellas los artistas y vecinos que recolectan para la pólvora (morteros) que formará parte del relleno del muñeco que será quemado el 31 de diciembre con el sonar se las 12 campanadas que anuncian el fin de ese ciclo y el inicio de uno nuevo.

En San Cristóbal varios sectores se han destacado por hacer grandes figuras, pero de manera especial el barrio Las Flores, un popular sector que acostumbra a hacer gigantescas figuras alusivas a personajes de películas infantiles destacadas.

En este diciembre, el personaje animado de la película infantil de Walt Disney Ralph El Demoledor está en la calle principal del barrio Las Flores, parte baja, y será quemado el 31 de diciembre, al finalizar el año 2023.

Muchas personas se detienen para tomarse fotos para el recuerdo y contemplar la inmensa figura elaborada por Miguel Lizcano, habitante del sector, con la colaboración de algunos vecinos.

Lizcano contó a Diario La Nación que en esa comunidad es tradición elaborar un año viejo alusivo a personajes destacados de las películas infantiles más taquilleras y que constituyen un atractivo en la zona durante la época decembrina.

Narró que heredó ese arte de su padre, a quien ayudaba en la construcción de los emblemáticos muñecos que exhiben cada final de año desde hace varias décadas.

Miguel Lizcano, de 25 años, hizo solo su primer año viejo a los 15, y desde ese instante asumió la responsabilidad de seguir la iniciativa de su padre, que ahora forma parte de la identidad de esta comunidad sancristobalense.

Así como en esta comunidad, otras muestran el muñeco que a las 12 de la medianoche del 31 de diciembre será quemado para que se lleve todo lo malo y dé entrada al 2024 cargado de bienestar.

 

Bleima Márquez/@bleimamr

#yoreportoalanación
Si tiene alguna denuncia la puede comunicar a través del correo: [email protected]

¡Quieres recibir el periódico en la puerta de tu negocio!

1 Mes

  • 3 Ejemplares semanales
  • Entrega gratis (Delivery)
  • Aviso impreso 2×5
  • Descuento del 5% en publicidad Digital
  • Osequio de Instagram
    1 Post 1 historia

Mensual
54.000 Cop

Pago único

Suscribirse

3 meses

  • 3 Ejemplares semanales
  • Entrega gratis (Delivery)
  • Aviso impreso 2×5
  • Descuento del 10% en publicidad Digital
  • Osequio de Instagram
    1 Post + 1 historia
  • Descuento del 5%

Mensual
51.300 Cop

Pago único

Suscribirse

6 meses

  • 3 Ejemplares semanales
  • Entrega gratis (Delivery)
  • Aviso impreso 2×5
  • Descuento del 20% en publicidad Digital
  • Osequio de Instagram
    2 Post + 1 historia
  • Descuento del 5%

Mensual
48.600 Cop

Pago único

Suscribirse