Rufo Chacón cuenta cómo funciona el dispositivo que le instalaron en España: Puedo leer e identificar colores

7812
Rufo Chacón cuenta cómo funciona el dispositivo que le instalaron en España: Puedo leer e identificar colores
Rufo Chacón cuenta cómo funciona el dispositivo que le instalaron en España: Puedo leer e identificar colores

Rufo Chacón, el adolescente tachirense cegado por funcionarios de la Policía del Táchira, regresó en días pasados a Venezuela luego de que lo intervinieran quirúrgicamente en España y le colocaran prótesis oculares para dar normalidad su rostro y mejorar su condición.

Al adolescente también le adaptaron un sistema de inteligencia artificial que le permite conectarse con su entorno de mejor manera.

Rufo indicó en una entrevista que hay momentos en los que el dispositivo de sistema de inteligencia artificial debe descansar.

El aparato funciona con batería; se recarga en una hora y puede durar hasta ocho horas en funcionamiento.

“Es más fácil actuar en mi entorno, en mi ecosistema; puedo leer, identificar colores, personas, objetos y hasta billetes“, señaló.

 

Rufo Chacón quiere hacer una canción de su historia

“Estoy más fuerte. A veces puede que tenga decaídas, pero siempre recuerdo que tengo vida y que todo sigue. No hay que dejarse hundir por la marea”, manifestó el joven durante una entrevista con El Nacional.

La prótesis, junto a un dispositivo de inteligencia artificial, le permite al joven tener movimiento de los ojos, lo que le da un aspecto de naturalidad. Además, le permite leer e identificar personas, objetos y colores.

“No me imaginé poder leer, fue después que supe que existía este artefacto. Es un invento innovador, tiene bastantes funciones”, dijo emocionado.

A pesar de no compararse con una visión normal, aseguró que después de la operación y con el sistema de inteligencia adquirió mayor seguridad. “Me siento más cómodo porque me siento más eficaz en mi entorno”, agregó.

Aunque ha pasado por una situación difícil con tan solo 17 años de edad, este joven mantiene su humanidad y esperanza intacta. “Ha sido muy fuerte perder la vista de una manera tan drástica. La sensación de no poder ver, cuando me toqué la cara y se me cayeron las partes de los ojos en la mano fue una sensación fea, pero mientras tenga vida, hay que seguir adelante”, expresó con optimismo.

Espera continuar con sus estudios universitarios, orientados hacia la música y la poseía, artes con los que mostrará una nueva realidad al mundo. “Antes quería estudiar Ingeniería en Informática, tengo bastante conocimiento de ello, pero me quiero quedar en la música. Siempre me gustó la música aunque tenía problemas de pronunciación”, señaló.

A través de este arte, el tachirense también piensa exponer su experiencia. “Pienso hacer una canción de mi historia. Una vida dura, la cual ha sido de muchas caídas, y a futuro tiene que salir a flote”, dijo.

En los años por venir se imagina más fuerte de lo que es ahora y espera poder ayudar a aquellas personas que lo necesiten. “En Venezuela necesitan ayuda en muchos sentidos. Para cambiar a un país, primero tiene que haber evolución de conciencia”, subrayó.

 

Con información de El Nacional y Medios Nacionales