lunes 17 mayo, 2021
InicioReportajes y EspecialesEspecial 6D | En Anzoátegui la campaña fue apática y sin medidas...

Especial 6D | En Anzoátegui la campaña fue apática y sin medidas de bioseguridad

285 views

TalCual junto al Correo del Caroní, La Nación, Yaracuy al Día, La Verdad, El Impulso, El Tiempo y La Mañana se unieron para ofrecer a sus lectores un registro más amplio de cómo se prepara el país para las próximas elecciones parlamentarias. En esta entrega les ofrecemos el panorama en Barcelona, Anzoátegui


Autor: Jesús Bermúdez/ El Tiempo

Las próximas elecciones parlamentarias en Venezuela, a celebrarse el 6 de diciembre de 2020, serán bastante particulares, inéditas –por decir lo menos–, no solo por ser “a la medida” del Gobierno, bajo una serie de irregularidades y violaciones al Reglamento de la Ley Orgánica de Procesos Electorales (Lopre), con el precedente de una asamblea que no pudo legislar, con diputados en ejercicio perseguidos y en el exilio, con la imposición de una asamblea constituyente, con una asamblea paralela desde enero de 2019 y la división de los partidos de oposición. También serán particulares e inéditas porque se llevarán a cabo en medio de la pandemia de la covid-19, sorteando una escasez de combustible nunca antes vista en el país y en pleno colapso de los servicios públicos: con cortes de eléctricos que superan las seis horas, en varios estados del occidente.

“Elecciones parlamentarias 2020, en pandemia, sin gasolina y nada prístinas ¿Qué dice el soberano en…?” especial realizado por TalCual junto con siete medios del interior del país, tiene como objetivo conocer, ¿Qué dicen los electores de distintas regiones del país?, ¿Cómo se lleva a cabo la campaña en medio de la pandemia y de la escasez de gasolina?, tomando en cuenta las particularidades y realidades de cada región.

En Barcelona la campaña ha sido apática

En el estado Anzoátegui, según información suministrada por el Consejo Nacional Electoral (CNE), podrán votar en las parlamentarias un millón 121 mil 931 habitantes.

Mientras que en los últimos comicios legislativos, llevados a cabo en el año 2015, fueron habilitados para ejercer su derecho un total de 1.054.266 ciudadanos, de los cuales participó el 75,26% del padrón.

A diferencia de esa contienda, en la cual los anzoatiguenses eligieron a ocho diputados a la Asamblea Nacional (AN), este año podrán escoger hasta 11 representantes al Parlamento, cuatro por lista regional y siente por la modalidad nominal.

Tanto en las elecciones celebradas hace cinco años como en las de 2010, la oposición logró ganar la mayoría de las curules asignadas a la entidad oriental (en las dos jornadas obtuvieron siete de ocho diputaciones).

Sin embargo, el 6 de diciembre esta historia pudiera ser revertida, pues para nadie es secreto que los grandes partidos antichavistas, liderados en la actualidad por el diputado Juan Guaidó, decidieron no participar en estos comicios, los cuales consideran «fraudulentos».

Para lograr la victoria en Anzoátegui, el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) concretó alianzas con los partidos Patria Para Todos (PPT), Somos Venezuela, Podemos, Alianza para el Cambio, Tupamaro, Unidad Popular Venezolana (UPV), Organización Renovadora Auténtica (ORA) y el Movimiento Electoral del Pueblo (MEP). El Partido Comunista de Venezuela (PCV), en esta oportunidad, acudirá con sus propios candidatos por diferencias con el chavismo.

Entre los postulados por el PSUV y sus aliados destacan los nombres del exalcalde de Barcelona, Luis José Marcano, y el político y periodista Earle Herrera, quien optará por un puesto en la AN por cuarta ocasión consecutiva. Ambos dirigentes encabezan la modalidad lista regional por la tolda roja.

Otros de los candidatos del partido de gobierno son los siguientes: Lemark Gómez (nominal- circuito 1), Franklin Rondón (circuito 2), Lisett Sabino (circuito 3), Ángel Rodríguez y Fiodar Acosta (ambos por el circuito 4). Este último fue aspirante a la Alcaldía del municipio Urbaneja en 2017 y quedó en el tercer lugar por detrás de los opositores Frank Díaz y Manuel Ferreira, quien resultó electo.

Del lado de la oposición anzoatiguense hay que recordar que existen dos corrientes: los que llaman a no votar el 6-D y los que invitan a participar en los comicios.

Estos factores adversos al régimen de Nicolás Maduro, los cuales insisten en ejercer el derecho al sufragio en el evento de diciembre pese a las condiciones desfavorables, no lograron acordar candidaturas unitarias, sino que se divideron en tres alianzas.

De acuerdo a la información publicada en la pagina web del CNE, la plancha que reunió más tarjetas fue la conformada por Avanzada Progresista (AP), El Cambio, Copei, Cambiemos y la polémica directiva de Acción Democrática (AD) nombrada por el TSJ.

Estos partidos inscribieron a los candidatos Miguel Quiroz, Jean Villarroel y Anibal Millán (todos por lista regional), Luis Alfonzo (circuito 1), Jesús Mendez (circuito 3) y el reconocido dirigente de Lechería Andrés Dietrich (circuito 4).

La segunda alianza opositora está integrada por las tarjetas de la directiva de Voluntad Popular (VP) –designada por el Poder Judicial-, Primero Venezuela (una variante de Primero Justicia y Venezuela Unida.

Por esta agrupación destacan las candidaturas de los tres diputados opositores que han estado en el ojo del huracán por sus supuestos nexos con el chavismo, tras ser acusados de haber entregado a la Fiscalía colombiana una carta de buena conducta a favor de quienes se encargaban de coordinar las importaciones de alimentos para los combos de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP): Richard Arteaga (lista regional), José Brito y Chaim Bucarán (lista nacional).

Estos dirigentes han sido tildados de «alacranes», no obstante, los tres se siguen identificando como adversario al gobierno de Maduro.

La otra alianza de opositores la conforman el Movimiento al Socialismo (MAS) y el partido regional Unidad Soberana (US). En la lista de aspirantes de estas toldas resaltan el secretario general de la tolda naranja en la entidad, Felipe Mujica y el dirigente José Cones (estos dos por la lista regional).

Por la modalidad nominal figuran Ernesto Paraqueima (circuito 1), Darwin  Vallenilla (circuito 2), Ramón Guillén (circuito 3) y Douglas González (circuito 4), entre otros.

Además de estas alianzas opositoras, hay diez partidos independientes que inscribireron a sus propios abanderados con el fin de ganarse un espacio dentro del Parlamento nacional.

Campaña apática

Algo que ha llamado la atención en los días previos a la venidera contienda es la campaña electoral, ya que a diferencia de años anteriores, esta se ha notado floja y sin muchas actividades.

Sin embargo, ha habido una que otra concentración de masas, como la realizada por el chavismo el 4 de noviembre, cuando reunieron a sus militantes en la plaza Bolívar de Barcelona y contaron con la presencia de los dirigentes nacionales del PSUV, Victor Clark y Tanía Díaz.

El 13 de ese mismo mes también realizaron una actividad en el popular Estadio de Venezuela, en la capital de la entidad, la cual fue encabezada por el primer vicepresidente del partido de gobierno, Diosdado Cabello.

Del lado opositor sólo se han visto caminatas por sectores populares de uno que otro candidato. Sobre todo Richard Arteaga, Chaim Bucarám y José Brito, todos postulados por Primero Venezuela, han estado llevando a cabo actividades de campaña con un numero importante de seguidores.

Sin distanciamientos social

Tanto en actos de masas del chavismo como en los de opositores se ha notado que no se está respetando el distanciamiento social y el uso del tapaboca. Incluso, muchos candidatos han saludado con abrazos y apretones de mano a sus seguidores.

Así como ha estado de floja la campaña electoral, habitantes de la zona norte de Anzoátegui han manifestado que no tienen ni la más mínima intención de participar en los venideros comicios legislativos.

«Pienso que estas elecciones son una mentira más. Como dicen por allí, no hemos votado y ya esa gente (gobierno) saben los resultados. Yo ni sé cómo se llaman los candidatos, no se ha visto ninguno por allí como en otros años», afirmó la repostera Concepción Palacio.

Otra que expresó que no ejercerá su derecho al sufragio fue la universitaria Oiren Carrasquero, quien además dejó claro que «no confío en el Poder Electoral del país y por eso ni siquiera he hecho cambio de residencia para votar ahora en Puerto La Cruz (le corresponde en Píritu)».

Quien sí va participar en las próximas elecciones es el ama de casa Nairosis Longard, pues a su juicio, esta es una forma de darle un cambio al país.

Vale resaltar que de los 30 anzoatiguenses que fueron consultados por El Tiempo para este trabajo especial, sólo dos aseguraron que conocían a los candidatos a la AN y sólo una dijo que sabía que el CNE había realizado dos simulacros electorales (uno el 25/10 y otro el 15/11) para que la ciudadanía se familiarizara con el proceso.

Pese a esto, representantes del chavismo manifestaron, en ambas fechas, que los dos ensayos habían sido un «éxito». «Es una demostración firme y palpable (el simulacro) de lo que va a suceder el 6 de diciembre…. Esto es una muestra de la determinación del pueblo de defender y recuperar un poder, como lo es la Asamblea Nacional, para ponerlo al servicio de la gente», expresó el candidato Luis Marcano el día del último simulacro electoral.

No obstante, el candidato por el partido Soluciones, Fortunato Herrera, denunció que el PSUV obligó a las personas a participar en ambos ejercicios de sufragio. «Llevaban a la gente a inscribirse primero en el partido y luego la trasladaban al sitio del simulacro», aseguró.

Al ser consultada sobre la participación de la población en los dos ensayos, la directora regional del CNE, Dichelys Guevara, aseveró que «no tenemos contabilizada la cantidad de electores, sólo que hubo una gran participación. Los electores acudieron a los centros de votación para familiarizarse con el proceso».

Sin embargo, en los dos simulacros se notó, principalmente, la presencia de ciudadanos afectos al PSUV en la mayoría de los puntos habilitados para esta actividad.

Incluso, en algunos espacios como el Grupo Escolar Sotillo, en Puerto La Cruz, se observaron personas afectas al Gobierno que, luego de participar en el ensayo, permanecieron en los alrededores del plantel.

Faltan pocos días para los comicios y la realidad es que parece poco probable que al igual que hace cinco años se repita un participación por encima del 70%.

Esto podría significar en una victoria segura para el chavismo, pues en los últimos eventos electorales (las regionales de 2012 y las presidenciales de 2020), cuando la participación ha sido menor al 54% siempre han obtenido la mayoría de votos.

No obstante, habrá que esperar hasta el 6-D para saber si los 645 centros de sufragio que habilitará el CNE para las parlamentarias en Anzoátegui estarán concurridos o no.

 

- Advertisment -