martes 31 enero, 2023
InicioReportajes y EspecialesPacientes psiquiátricos en Bolívar sin posibilidad de hospitalización

Pacientes psiquiátricos en Bolívar sin posibilidad de hospitalización

177 views

Un paciente descompensado va a requerir hospitalización porque puede hacerse daño a sí mismo o a otros, pero en Bolívar no conseguirá un recinto hospitalario que lo reciba. El hospital psiquiátrico de Ciudad Bolívar dejó de recibir pacientes desde mediados del año pasado por falta de agua y alimentos y en el hospital Dr. Raúl Leoni en San Félix no se hospitalizan pacientes psiquiátricos desde hace más de cinco años, de acuerdo con la psiquiatra Zinnia Ron.

La especialista asegura que ahora la mayoría de los pacientes psiquiátricos son tratados de forma ambulatoria, y muchas veces se escapa del control de la familia. “Llega un momento en que uno no quiere ni ir a la consulta porque no tienen cómo resolver. ¿Cómo se le manda un tratamiento a un paciente que no tiene ni qué comer?”, se cuestiona.

En el sector privado tampoco hay garantías de conseguir tratamiento. La oenegé Convite corroboró que los medicamentos para tratar la depresión son de los más escasos en Ciudad Guayana. Hasta el cierre de 2020, había 87% de escasez de estos fármacos en tiempos de alta incidencia de alteraciones emocionales tanto en pacientes que ya son psiquiátricos como quienes no lo eran.

Mientras los consultorios psiquiátricos se quedan cada vez más desabastecidos, los especialistas han detectado un aumento de trastornos emocionales derivados de la pandemia y la emergencia humanitaria que vive el país.

Es por eso que, durante la pandemia, en el estado Bolívar también surgieron iniciativas para brindar primeros auxilios psicológicos como la red de psicólogos voluntarios de la Sociedad Venezolana de Psicólogos.

Desde abril de 2020 han atendido solo en Bolívar a 121 pacientes. El patrón es el mismo: predomina la ansiedad, pánico, fobia y depresión. “La pandemia también causó que todo el núcleo familiar padezca esos trastornos”, es lo que dice -y ve a diario- el psicólogo e integrante de la red, Luis Urbano.

De los pacientes atendidos, 10 intentaron suicidarse y 25 fueron remitidos a psiquiatría porque escaparon de su control.

La psiquiatra Zinnia Ron señala que normalmente a la semana podía ver entre cinco y ocho casos de fobia, ansiedad y pánico semanales, y ahora ve más de 20 solo en su consultorio privado sin incluir los públicos. Los problemas surgen porque las personas intentan adaptarse a los duelos simultáneos que viven en el país y, en este caso, en Ciudad Guayana.

La doctora lo llama proceso adaptativo, “porque lo que antes era ya no es, pierdes lo que conocías y ahí es cuando surge la incertidumbre y con esta, la ansiedad, depresión e, incluso, síntomas somáticos para pacientes psiquiátricos, y aquellos que no se identificaban como tal”.

La somatización es como decir que las emociones agarran cuerpo. Es por eso que, a diario, en el consultorio de Ron entran pacientes con síntomas de gastritis aguda, dificultad respiratoria y dolor en el pecho, pérdida de cabello, que han recorrido media Ciudad Guayana para hacerse exámenes de laboratorio y tomografías para al final descubrir que enfrentan un cuadro ansioso, por ejemplo.

“Yo digo que ahorita estamos en la era de la esfera mental”, dice ella. Pero en una ciudad que se quedó sin herramientas para encarar los trastornos psiquiátricos. Al final de la jornada, uno a uno los pacientes psiquiátricos vuelven a sus hogares con nada más que los récipes en las manos, poniendo sus esperanzas en la siguiente consulta.

Encartado Publicitario