miércoles 5 agosto, 2020
Inicio Reportajes y Especiales Tapaboca en la quijada no protege nada: 4 claves para una sociedad...

Tapaboca en la quijada no protege nada: 4 claves para una sociedad que se enmascara

1.074 views

Daniel Pabón


No va en la frente, estilo cintillo. Ni en el mentón, como falsa barba. Tampoco en el cuello, en plan bufanda. Mucho menos guindado en una oreja, tipo zarcillo. El tapaboca, en venezolano; barbijo, para argentinos y bolivianos; cubrebocas, como le dicen los mexicanos; o mascarilla, en lenguaje más internacional, es un pequeño pero poderoso escudo contra el nuevo coronavirus que solo será efectivo si permanece ¡bien colocado!

“Recomendaciones sobre el uso de mascarillas en el contexto de la COVID-19” es el título de las más recientes orientaciones provisionales emitidas el 5 de junio de 2020 por la Organización Mundial de la Salud. Ese documento oficial es la fuente de este trabajo:

1 | ¿Por qué tengo que usar tapaboca?

La OMS ha comprobado que el virus causante de esta infección se transmite principalmente de persona a persona mediante las gotículas respiratorias y el contacto físico.

La transmisión por gotículas se produce cuando una persona entra en contacto cercano (menos de 1 metro) con un individuo infectado y se expone a las gotículas que este expulsa, por ejemplo, al toser, estornudar o acercarse mucho, lo que da por resultado la entrada del virus por la nariz, la boca o los ojos. Estas son sus puertas de entrada.

El virus se puede transmitir también por objetos contaminados presentes en el entorno inmediato de la persona infectada.

2 | ¿Cuántos tipos de tapaboca hay?

Hay dos tipos. Unas son las mascarillas médicas, que son dispositivos sanitarios y forman parte del equipo de protección personal para la atención de la epidemia. Cuando hay escasez de mascarillas médicas, estas deben reservarse para los trabajadores de salud y las personas con riesgo elevado.

Y hay mascarillas higiénicas (es decir, no médicas) que pueden confeccionarse con distintas combinaciones de telas, capas y formas. No hay un diseño, selección del material ni forma que sean únicos. Pero, según la tela de que estén hechas, la OMS dice que requieren como mínimo tres capas: la interior, debe ser un material absorbente como algodón; una intermedia, de un material que no sea tejido como polipropileno, que es el filtro; y una exterior, de un material no absorbente como poliéster. Para aconsejar un tipo de tapaboca, las autoridades deberán tener en cuenta estas características: eficiencia de filtración, respirabilidad, número y combinación de los materiales utilizados, revestimiento y mantenimiento.

3 | ¿Cómo usar de manera correcta mi tapaboca?

Todas las mascarillas tienen que usarse y desecharse correctamente para que sean lo más eficaces posible y evitar cualquier aumento de la transmisión. La OMS ofrece las siguientes orientaciones sobre el uso correcto:

1.- Asearse las manos antes de ponerse la mascarilla.

2.- Colocarse la mascarilla con gran cuidado, asegurando que cubra la boca y la nariz, se ajuste al puente de la nariz y quede bien sujeta para disminuir cualquier posible hueco entre el rostro y la mascarilla.

3.- Abstenerse de tocar la mascarilla mientras se lleva puesta.

4.- Aplicar la técnica correcta para quitarse la mascarilla: desatarla o desprenderla por detrás sin tocar el frente. Después de quitársela, no se toque los ojos ni la boca.

5.- Después de quitarse la mascarilla, o siempre que se la toque sin querer mientras la lleva puesta, limpiarse las manos con una solución alcohólica o lavárselas con agua y jabón si se han ensuciado.

6.- No se debe usar por mucho tiempo una mascarilla que se haya humedecido.

7.- No reutilizar las mascarillas de uso único.

8.- Desechar de inmediato la mascarilla de uso único después de quitársela.

9.- Las mascarillas son de uso personal exclusivo y no deben compartirse.

10.- Si el desgaste de las capas es evidente, deseche la mascarilla.

4 | ¿El uso del tapaboca es suficiente medida?

No. Las mascarillas, por sí solas, no nos protegerán del COVID-19. Las mascarillas solo deben usarse como parte de una estrategia integral, siempre complementada con el lavado frecuente de las manos con jabón y el distanciamiento físico. Cuidado con la “falsa sensación de seguridad que puede crear” el tapaboca, y que puede conducir a la gente a descuidar estas otras medidas de salud pública. Las personas igual pueden infectarse si usan las manos contaminadas para ajustar una mascarilla, o para quitarla y ponérsela repetidamente sin lavarse las manos.

La OMS aconseja, finalmente, que los Gobiernos alienten al público en general a usar mascarillas de tela donde haya “una transmisión generalizada y sea difícil el distanciamiento físico, como en el transporte público, en tiendas o en otros entornos confinados o abarrotados”. En Venezuela, es de carácter obligatorio salir y permanecer en la calle y en espacios públicos con tapaboca.

Esta pandemia ha supuesto desafíos importantes para la ciencia y las afirmaciones científicas que hoy se divulgan tienen carácter provisional y podrían cambiar a corto plazo, como ya ha sucedido. Las anteriores son recomendaciones vigentes a la fecha; la OMS ha indicado que si se produjera un cambio de esa índole, publicaría una actualización. Por lo pronto, la del Táchira y la del mundo debe ser una sociedad que se enmascara.

- Advertisment -