Al reclamarle el maltrato a su hija mató al suegro en Colinas de Pirineos

25963

Porque supuestamente le reclamaba los maltratos a los que sometía a su hija, un furibundo yerno le disparó y asesinó al suegro, en un lamentable hecho suscitado este  miércoles en la noche  en una vivienda de Colinas de Pirineos, parte alta de  San Cristóbal.

De acuerdo a la información aportada  por las autoridades que conocieron del hecho, entre la víctima,  identificada  como  Alexander Olaya Álvarez, de 48 años  y su yerno, al que identificaron  como Miguel Ángel Niño  García, de 29 años, surgió una discusión, por los problemas familiares ya mencionados,  discusión  a la que  éste último  habría dado término al desenfundar un arma de fuego que accionó  contra el primero.

Cerca de  las 11:30 de la noche,  Olaya Álvarez, recibió dos balazos, uno en un brazo, y otro en la cabeza, el que acabó   con  su  vida en pocos instantes  y frente  a su familia, en  la casa marcada con el número H-34, del lote H, al final de la  avenida 3  de la urbanización Colinas de Pirineos.

Para cuando paramédicos de Protección Civil Táchira, en la unidad Alfa 35 arribaron a la casa, ya nada  pudieron hacer, por cuanto la víctima yacía  sin signos vitales.

Mientras, Niño García huyó del lugar en un a camioneta Ford Explorer, azul, la que  posteriormente  fue radiada  por los organismos  policiales como solicitada, en función de que el presunto homicida  huyera.

Al sitio  se presentó una comisión de Politáchira  que se ocupó de preservar la escena del crimen,  a la espera de funcionarios del Eje de  Homicidios del Cicpc, que  minutos después se encargaron de colectar evidencias, tomar declaraciones de los testigos y de trasladar el cadáver a la morgue del Hospital Central de San Cristóbal.

Por otra parte, una fuente ligada a la investigación, precisó que  el presunto homicida en fuga, en marzo de este año, fue detenido junto a una mujer de 40 años, durante un procedimiento, en una vivienda de San Cristóbal que operaba  como depósito, efectuado por las Fuerzas de Acciones Especiales (Faes),   que incautaron gran cantidad de productos de primera necesidad que pretendían ser  contrabandeados a Colombia.

A juicio de las Faes en esa oportunidad, Niño García y la fémina, pertenecían  a una  banda organizada, que no solo traficando productos de primera necesidad,  también se dedicaba al contrabando de combustible.

En dicho  procedimiento, entre otros productos de higiene personal,      incautaron  mil 800 bultos de arroz y ocho  bultos de café.

Miriam Bustos