Anzoátegui | 95% de las medicinas de alto costo están desaparecidas de las farmacias

87
Pacientes crónicos sufren la escasez. (Foto /Tulia Buriticá)

Yuraima Rodríguez lleva ocho años batallando con una insuficiencia renal crónica. Su lucha se hace mayor porque no consigue los medicamentos de alto costo, los cuales son para tratar esta patología.

Debe realizarse tres diálisis por semana para no hincharse. Para esto requiere 10 cajas de tratamiento al mes. Según su hija, desde hace más de tres meses no hallan los fármacos, reseña El Tiempo.

“Mi mamá tiene seis años dializándose en la Unidad Médica Care, ubicada en la calle Concordia de Puerto La Cruz. Allí cuentan con los suministros para limpiar las toxinas de su cuerpo, pero ella también padece de hipertensión, y eso complica su caso”, explicó.

Yusmelis Rodríguez contó que por la falta de medicinas su madre ha sufrido varias recaídas.

“Muchas veces no tenemos dinero para comprar las pastillas de la tensión y hemos tenido que recurrir a remedios caseros como moringa y ajo en ayuna”, manifestó.

La diputada de la Asamblea Nacional (AN), Oneida Guaipe, aseveró que casos como el de Yuraima Rodríguez se han hecho una constante en el estado Anzoátegui.

Según dijo, 95% de los medicamentos de alto costo están desaparecidos.

“Las medicinas para pacientes que requieren diálisis, para cáncer, los retrovirales, que también son de alto costo y que se adquieren a través de convenios internacionales; están desaparecidos desde hace más de 3 meses”, aseguró.

Ni la sombra

Guaipe destacó que insumos como el carboplatino, necesario para tratar el cáncer de mama, lleva dos años sin llegar a las farmacias del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (Ivss), ente encargado de distribuir las fórmulas de alto costo.

“Los pacientes hacen milagros para conseguir los medicamentos. Muchas veces se devuelven a sus casas llorando porque no los hay en ningún lado”, dijo.

La parlamentaria indico que algunos enfermos crónicos se han visto en la necesidad de cruzar las fronteras en busca de medicamentos en países como Colombia, donde el costo de uno sola sobrepasa los 1.200.000 bolívares.

Mencionó que en lo que va de año, la escasez de medicinas también ha “impactado fuertemente” a las personas que padecen esclerosis múltiple, hepatitis virales, hipertensión pulmonar, osteoporosis, diabetes y otras enfermedades.

La diputada exhortó al Gobierno nacional y demás autoridades competentes a que “asuman con seriedad este problema y busquen soluciones”.

Según el presidente de la Coalición de Organizaciones por el Derecho a la Salud y la Vida (Codevida), Francisco Valencia, en Venezuela unos 300.000 pacientes “están desesperados” porque dependen del suministro de medicinas por parte del Estado.

De afuera

La diputada a la Asamblea Nacional, Oneida Guaipe, aseveró que ninguno de los medicamentos para tratar enfermedades crónicas se produce en el país. “Todos son importados. Y, recientemente, nos denunciaron que un lote de fármacos traídos de la India ha generado reacciones adversas”, manifestó la parlamentaria.