Inicio Deportes Homenaje a glorias deportivas rindió la Gobernación del estado

Homenaje a glorias deportivas rindió la Gobernación del estado

Los homenajeados apartaron tiempo para acudir a la cita. (Foto: Tulia Buriticá)

Un acto sencillo, pero significativo para quienes por años le dedicaron minutos, horas y días a la actividad del músculo, dando brillo a su disciplina favorita y colocando en alto los colores deportivos de su entidad y del país, cuando de competencias internacionales se trataba.

Atletas, entrenadores y dirigentes que prácticamente se mantienen en el anonimato, solo tomados en cuenta cuando subieron al podio a recibir su premio, aplausos, vivas y felicitaciones, merecidos por el esfuerzo cumplido en el escenario deportivo.

El tiempo pasa. Para estos paladines se perdieron los ¡hurras! y los aplausos. Hoy, cuando transitan por las calles, son contados sus fans que se acercan, por lo menos, a brindarles un saludo, estrechar sus manos o darles una voz de aliento, o por lo menos una conversación de poco tiempo para recordar uno de esos días gloriosos. Así pasa en todas las actividades de la vida cotidiana.

Freddy Cortés, gloria del ciclismo, recibió el reconocimiento de manos de Ismael Carreño, presidente del IDT. (Foto: Tulia Buriticá)

Los atletas, dirigentes, entrenadores y afines se retiran luego de intensa lucha en la arena deportiva y para no echarlos al olvido se crea la Fundación Glorias Deportivas de Venezuela, con capítulo en varios estados del país, asumiendo la responsabilidad de diligenciar una serie de soluciones a muchos de sus afiliados.

Para celebrar los 18 años de su fundación, la Gobernación del estado, Instituto del Deporte y la Fundación Glorias Deportivas de Venezuela, capítulo Táchira, programaron un acto en el salón “Leonardo Ruiz Pineda”, en la Residencia Oficial de Gobernadores, y allí se dieron cita esos hombres y mujeres para recordar en grupo sus hazañas.

Otros aplausos

Son esos que se reciben en otro escenario. En esta oportunidad, al momento de recibir el merecido reconocimiento por su dedicación a su diario trabajo para alcanzar la forma que los elevó al podio, aquí, allá y más allá.

Acto sencillo. Se inicia con la entonación de las gloriosas notas del Himno Nacional, bendición del acto, presentación y apertura a cargo del presidente del IDT, Ismael Carreño; palabras a cargo del presidente de la Fundación, capítulo Táchira, Iván García; entrega de reconocimientos a las glorias deportivas y luego un espacio para compartir con los asistentes, animado por el personal del IDT.

Una vez al año se reúnen estas personalidades del deporte. Es la oportunidad para traer a la memoria su paso por los escenarios y recordar anécdotas de su participación, antes o después de entrar en los escenarios.

Se reencontraron los hombres y mujeres que dieron brillo al deporte y que, por ley de la vida, son obligados al retiro cuando el músculo se rinde y no quiere brindar más sacrificios.  Llega la hora del retiro.

Un grupo de competidores de nivel: Freddy Cortés en ciclismo; Oscar “Coco” Arroyo en fútbol; Jorge Mantilla y Orlando Bastidas en boxeo; Édgar Bautista, natación; Nelson Negrette, béisbol; Nancy Bautista, natación; César Pérez, natación; Nubia Cárdenas, atletismo; José “Batato” Ruiz, ciclismo; Adolfo Caicedo, atletismo.

Un acto con verdadero sentimiento deportivo. Para la mayoría de los invitados, se trató de un momento para el recuerdo y saber que no están totalmente en el olvido. Actos que deben repetirse en forma constante y en diferentes escenarios, para que se viva el verdadero momento de quien recibe su premio.

Por muchos beneficios para estos atletas, dirigentes y entrenadores, debe luchar la Fundación Glorias Deportivas de Venezuela y no esperar hasta el mes de abril del próximo año para reunirlos nuevamente. Ellos lo dieron todo por nuestro estado y por el país, y es la oportunidad para que el Estado se haga presente y, sin mirar colores políticos, se les reconozca ese sacrificio diario por su disciplina.

Año a año se les entrega un pergamino, cuando se recuerda un año de la fundación de la organización. Ellos reciben ese reconocimiento con humildad y mucho orgullo. Ellos merecen más, una atención constante, en especial para aquellos que no lo tienen todo y que, sin ser un secreto para nadie, carecen de recursos para pasarla bien, como figuras que lo dieron todo en la actividad del músculo. Quédate en casa.

Gustavo Carrillo

Salir de la versión móvil