miércoles 18 mayo, 2022
InicioDeportesMiguel Cabrera a solo un hit de los tres mil

Miguel Cabrera a solo un hit de los tres mil

191 views

Cleveland, Estados Unidos| AFP| El toletero dominicano José Ramírez conectó su segundo Grand Slam de la temporada, durante una segunda entrada de nueve carreras para que los Guardianes de Cleveland vencieran 11×1 a los Medias Blancas de Chicago este miércoles en las Grandes Ligas, mientras que el venezolano Miguel Cabrera se puso a un imparable de los 3.000 hits.

En uno de los partidos vespertinos de la jornada, los Guardianes golpearon fuerte al exganador del Cy Young, el zurdo Dallas Keuchel (1-1), finalmente el derrotado en el primer partido de una doble cartelera. Keuchel permitió 10 carreras y 10 imparables, incluido el bambinazo de Ramírez con las bases llenas.

Cleveland ganó en casa por primera vez con su nuevo nombre (antiguamente Indios). Los Guardianes habían perdido sus primeros tres encuentros esta temporada en el Progressive Field.

El triunfo fue para el también astro Shane Bieber (1-0), un ganador también del Cy Young que ganó por primera vez desde el 8 de junio de 2021, al permitir una carrera y cuatro hits en seis entradas. Ponchó a siete sin dar un boleto.

Ramírez, quien firmó un contrato de 141 millones de dólares por siete años la semana pasada, lidera las Mayores con 19 carreras impulsadas. Su Grand Slam fue el tercero de Cleveland en 10 juegos para comenzar esta temporada.

Los toleteros Josh Naylor y el colombiano Oscar Mercado conectaron dos hits cada uno y Myles Straw anotó tres carreras para los Guardianes.

El segunda base Gabriel Arias hizo su debut en las Grandes Ligas, anotando y empujando una carrera por los Guardianes.

Los juegos entre los Medias Blancas y Cleveland el lunes y el martes fueron pospuestos por la lluvia y el frío, lo que provocó que se agregara una doble cartelera.

– Cabrera a un paso de hazaña –

En Detroit, los Yankees de Nueva York vencieron 5×3 a los Tigres, pero el venezolano de los felinos Miguel Cabrera conectó tres imparables para quedarse a uno del club de los 3.000.

“Tuve mucha suerte con un par de esos indiscutibles y perdimos el juego, así que no estoy muy emocionado en este momento”, dijo Cabrera. “Este juego es difícil”.

La multitud, anunciada en 17.268 espectadores, se puso de pie tan pronto como el toletero venezolano se enfrentó en el octavo a Clay Holmes, quien ponchó a Cabrera y esté tendrá que esperar a mañana para lograr la hazaña.

“Fue casi espeluznante”, dijo el manager de los Yankees, Aaron Boone. “Me alegro de que no lo consiguió en ese lugar”.

Cabrera dijo que no se imaginaba la escena si hubiera obtenido el número 3.000. “Estaba pensando en tener que enfrentar a un tipo que lanza plomadas de 97 a 98 mph”, señaló. “Estaba abriendo la entrada, estábamos perdiendo el juego y necesitaba embasarme. No hice eso”.

Cabrera, ahora de 39 años, es 11 veces All-Star, cuatro veces campeón de bateo, dos veces MVP y ganador de la Triple Corona, un camino fácil para llegar al Salón de la Fama.

– Dodgers agresivos ante campeones –

En Los Ángeles, los Dodgers salieron agresivos en esta jornada contra los campeones Bravos de Atlanta al vencerlos 5×1, gracias a excelente labor monticular de Tony Gonsolin y jonrones de Freddy Freeman y el boricua Edwin Díaz.

El derecho Gonsolin (1-0) trabajó seis sólidas entradas en blanco por tercera vez en su carrera y la primera blanqueada en dos años.

Por su parte, el astro toletero Freeman disparó un jonrón de dos carreras en el primer inning, para que el conjunto angelino le arrebatara el segundo juego de esta serie al mejor de tres a los campeones defensores.

El relevista Mitch White cedió dobles consecutivos a Matt Olson y al dominicano Marcell Ozuna con dos outs en el noveno, pero cerrar con éxito el último capítulo.

Gonsolin pasó gran parte de la temporada pasada rehabilitando su hombro derecho. Inició 13 de 15 juegos y tuvo un excelente 3,23 de efectividad.

Freeman, quien bateó de 4-3 contra su exequipo para cerrar un emotivo enfrentamiento, fue uno de los factores principales el año pasado para que los Bravos ganaran su primera Serie Mundial desde 1995.

Freeman se convirtió en agente libre y fichó después con los Dodgers por seis años y 162 millones de dólares.

- Advertisment -
Encartado Publicitario