Noche de Ronda

108

NI EN LOS MOMENTOS MÁS críticos de la economía latinoamericana experimentada en la década de los 80, se había llegado a la alarmante cifra de acabar un año administrativo con más del 13.475.8 % de inflación, como el que hasta la fecha se acaba de develar por parte de la Asamblea Nacional en Venezuela…NACIONES COMO Brasil, Chile, Bolivia, Argentina, Perú, Ecuador, pasaron por la angustia de no saber cómo contener este flagelo, pero que al fin salieron en menos de dos años de caída libre en su producción y servicios…ESE NO ES EL caso nuestro, pues venimos siendo víctimas de una hiperinflación que va ya para casi tres años y a pesar de algunos correctivos que se han hecho, como la libertad de cambio con las divisas extranjeras o no seguir con el control de precios de los productos, este mes que pasó se tuvo una devaluación monetaria de un 38.5 % y una caída de la actividad económica de un 43 %…YA HAY ARTÍCULOS a la venta en mercados y supermercados, pero como lo significara ayer la periodista Nancy Porras, a precios inalcanzables, como por ejemplo la mantequilla o la mayonesa, los huevos o la leche, que están tan caros que no pueden ser adquiridos por los trabajadores que apenas devengan unos 300 mil bolívares de ingreso mensual…SI LOS PRECIOS, conforme lo admite el Gobierno, se han dolarizado, la pregunta surge de la lógica: ¿Y por qué no se ha tomado igual camino para los sueldos y salarios? ¿QUÉ SE GANA poniendo artículos en los anaqueles, si son muy pocos los que pueden adquirirlos? Absolutamente, es que nada o casi nada, a no ser que se esté en una política de abrir aún más la brecha de la desigualdad, en donde pocos tienen cómo y muchos, pero muchos, se preguntan con qué…MIENTRAS NO se impulse el aparato productivo, no se sincere el ingreso per cápita, y no se devuelvan las empresas estatizadas o incautadas, que en su mayoría están en la quiebra, jamás saldremos de este atolladero que no se podrá curar o cubrir con bonos a los carnetizados, migas de dinero “mientras tanto”, sin que el trabajador se sienta orgulloso de comprar con lo que ha podido producir gracias a su actividad laboral…ES VERDAD QUE se acabó la Venezuela rentista ante la disminución de su producción petrolera, que de más de 3 millones de barriles diarios se ha reducido a unos 740 mil, a pesar de la promesa gubernamental que en este mes se iban a inyectar un millón de barriles más como por un arte de birlibirloque, pero lo más veraz es que estamos a la zaga mundial en cuanto al desarrollo económico, que no se logra con incendiarios discursos sino con trabajo inteligente y mancomunado de las fuerzas vivas y oficiales de la nación, Desconocemos que haya otra fórmula.

…….

Y ESTO, es todo por hoy

…….

MENTIRAS Universales:

“Les tengo grandes y gratas sorpresas”

……..

DIOS los bendiga…¿Saben?

VÍCTOR MATOS