sábado 29 enero, 2022
InicioOpiniónDía de la Declaración Universal de los Derechos Humanos

Día de la Declaración Universal de los Derechos Humanos

47 views

Alejo García Sierra


Durante lo vigencia del Imperio Romano (270 a.C. -476 d. C) se empezó y practicaba el reconocimiento del Derecho Natural basado en los ideas racionales derivadas de la naturaleza de las cosas y también se tomaban en cuenta las enseñanzas de la doctrina sustentadas por el Mesías Jesús de Nazaret. Varios autores afirman que los orígenes de los Derechos Humanos surgieron en la Grecia Antigua (1200 a.C 146 d. C.) y aparecieron con el derecho natural de los hombres. Sobre esas informaciones, las investigaciones sostienen eso como el origen de los Derechos Humanos.  La historia registra una evolución progresiva de los mismos. En tal sentido, a partir del siglo XVII se inicia conversaciones, declaraciones y disposiciones de los gobiernos y organismos internacionales basados en el concepto contemporáneo del Derecho Natural.  En atención a esa incentivación Inglaterra tomo la decisión importante de incluir en su Carta Magna en 1679 La Ley de Hebeus Corpus y la Declaración de Derechos antes de 1689. Por otro lado,  la versión moderna de los Derechos Humanos ha tenido influencia mayoritaria de la cultura occidental.  Su mayor desenvolvimiento y vigencia tuvo mayor fuerza de final del siglo XVIII en las Colonias Inglesas de América. La primera iniciativa se experimentó en la Declaración de la Independencia de los Estados Unidos en 1776, al incorporar una mención moderna de los Derechos Humanos, así: “igualdad de todos los hombres, separación de poderes, poder al pueblo y a sus representantes, la libertad de prensa, poder militar subordinado al civil, derecho a la justicia, a la libertad de culto religioso.

Al poco tiempo Francia al desarrollarse la Revolución Francesa en 1789 hace pública la Declaración de los Derechos Humanos y del Ciudadano, a través de la Asamblea Constituyente.  En el texto expresó: “los hombres han nacido y continúan siendo libres e iguales en cuanto a sus derechos. Por tanto, las distinciones podrán fundarse en la utilidad pública… Toda comunidad tiene derecho a pedir a todos sus agentes cuentas de su conducta … y siendo inviolable y sagrado el derecho de propiedad, nadie deberá ser privado de él, excepto en los casos de necesidad pública evidente”.

Las Naciones Unidas, el 25 de septiembre de 1926 realizó la convención sobre la Esclavitud, donde determinó ilegal la esclavitud. A partir de entonces dispuso medidas para castigar a las Instituciones y personas que la apoyen y la practiquen. Del mismo modo, muchos organismos internacionales, han hecho esfuerzos notables para conservar vigentes los derechos de las personas. Ante tal preocupación y ejecución de penalidades, la Asamblea Generad de Las Naciones Unidas (ONU), aprobó según la Resolución 217A(III), la Declaración de los derechos Humanos el 10 de diciembre de 1948.   En 1950, la ONU de acuerdo a la Resolución 423 (V) exhorta a los Estados y a las organizaciones a celebrar esa importante fecha en provecho de los Derechos Humanos, con el patrocinio de la enseñanza, la educación, el respeto y práctica de esos derechos y libertades. Asimismo ha llamado al cumplimiento de sus obligaciones, aplicación de medidas progresivas de carácter nacional e internacional en pro de esos beneficios inalienables de las personas.

La Declaración Universal de los Derechos Humano (DUDH) es un documento contentivo de un plan de acción global para la libertad y la igualdad como protección de los Derechos de todas las personas en la totalidad de los lugares.  La DUDH fue establecida por las Naciones Unidas, el 10 de diciembre de 1948 como respuesta a los actos de barbarie ultrajantes para la conciencia humana, perpetuados en la Segunda Guerra Mundial (1939-1945) por los gobiernos participantes en esa desastrosa acción bélica…

La Asamblea General proclama la presente Declaración de los Derechos Humanos “como un ideal común por el que todos los pueblos y naciones deben esforzarse, a fin de que tanto los individuos como las instituciones, inspirándose constantemente en ella, promuevan  mediante la enseñanza y la educación, el respeto a estos derechos y libertades, y aseguren por medidas progresivas de carácter nacional e internacional, su conocimiento y aplicación universales y efectivos, tanto entre los pueblos de los Estados miembros como entre los de los territorios colocados bajo su jurisdicción”.

En 1946 comenzó el trabajo sobre la DUDH por medio de un comité de redacción compuesto por una diversidad de países, entre ellos: Estados Unidos, Líbano y China. Posteriormente dicho comité se amplió con las naciones de Chile, Francia, Australia, Reino Unido y la Unión Soviética. La aparición de la DUDH marcó una innovación por primera vez en el mundo por un documento acordado y aprobado donde indica que todos los seres humanos son libres e iguales, con independencia de su sexo, color, creencias, religión y otras características afines. Los 30 artículos de derechos y libertades establecidos en la DUDH poseen el derecho a no ser sometido a tortura, a la libertad de expresión, a la educación y a buscar asilo. En su contenido incluye derechos civiles y políticos como: derechos a la vida, a la libertad, a la vida privada y además derechos económicos, sociales y culturales, seguridad social, salud y a una vivienda adecuada. La DUDH es una organización de condición universal aplicada sin distingos a todas las personas en los diferentes países del universo. Aunque su legislación no es vinculante, la protección de los derechos y libertades establecidos en ella, está incorporada y vigente en la mayoría de las constituciones en el mundo. También la misma, ha sido la base para derivarse abundantes tratados de derechos humanos legalmente obligatorios y convertidos en una referencia especial para establecer las normas universales de ellos con la finalidad de promoverse y protegerse en todos los países.

En la oportunidad de conmemorar el 10 de diciembre el Día de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, tanto los gobiernos como los habitantes de los países deben aunar valor incansablemente por todos para alcanzar la vigencia plena de los Derechos Humanos y así reconocer la dignidad irrenunciable de las persones en relación a libre discriminación, desigualdad o distinciones de cualquier especie. Así estimulamos el principio de la no discriminación contenido en el postulado de igualdad, según lo contempla el artículo 1 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos: “Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos».

 

- Advertisment -