viernes 29 mayo, 2020
Inicio Sucesos Así fue desmantelada la banda dedicada al robo de motocicletas en supermercados

Así fue desmantelada la banda dedicada al robo de motocicletas en supermercados

7.566 vistas

Cuatro personas han sido apresadas por funcionarios del  Eje de Investigaciones Contra el Hurto y Robo de Vehículos del Cicpc, entre ellos dos motos taxistas, que se apoderaban de las motocicletas en diferentes puntos de San Cristóbal, así como los dueños de un taller clandestino, en el sector El Chícaro, en Rubio, donde las desarmaban para venderlas como partes usadas


Armando Hernández


Una banda dedicada al hurto y robo de motocicletas, conformada por moto taxistas, que operaba en diversos lugares de San Cristóbal, particularmente en centros comerciales y automercados, fue desmantelada -hace unos días- por funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas del Cicpc – Táchira, que hasta el momento han logrado la captura de cuatro personas, entre ellas los mecánicos,  que en Rubio,  que presuntamente se dedicaban a desarmar las motos robadas, para vender sus partes como repuestos usados.

El comisario  general Wilmer José Uribe Guerrero, director del Cicpc Táchira, dirigió las pesquisas que  fueron coordinadas por el supervisor de la Brigada de Investigaciones Contra El Hurto y Robo de Vehículos, comisario  Jhonny Ramírez. Dijo que en la operación tomaron parte detectives destacados en San Cristóbal y Rubio, que rápidamente lograron obtener pistas para la identificación y captura de los sujetos que ya tenia un tiempo operando.

Grabados en vídeo

De acuerdo a las versión suministrada por las autoridades policiales, varios de los robos  de motocicletas fueron cometidos en lugares de alta afluencia de publico, particularmente en las zonas de los automercados Garzón, en la avenida Rotaria y Baratta, en la avenida Ferrero Tamayo, así como en el area externa del Hospital Central de San Cristóbal, hechos que fueron denunciados por las victimas  en la sede del Cicpc.

En un solo día fue denunciado el hurto de siete motocicletas, mediante un mismo modus operandi que fue analizado por los investigadores, a los efectos de establecer puntos de coincidencia con otros hechos similares ocurridos en la ciudad. Se concluyó  que existían tres zonas de San Cristóbal donde se cometía con mayor frecuencia el hurto de vehículos de dos ruedas, uno de ellos, frente al Hospital Central y los otros dos, a nivel de los conocidos supermercados.

Las investigaciones de campo y las labores de inteligencia policial, se prolongaron por espacio de algunos días, en un intento por lograr la identificación de los supuestos ladrones de motocicletas. Se observó que en estos tres sitios existía cámara de seguridad, por lo que se procedió a colectar  los vídeos donde se ve a dos hombres, que tripulaban una motocicleta azul, cometen los hurtos. Para reforzar el trabajo detectivesco se ubicó testigos y fueron elaborados retratos hablados de los sospechosos.

Moto taxistas detenidos

 

Aun cuando los funcionarios contaban con imágenes de los presuntos ladrones, vestimenta y características de la moto utilizada para cometer el hecho, no  lograban su identificación. No obstante, las imágenes de los sospechosos, en alta resolución, tomadas por las cámaras de seguridad, eran sus grandes aliados y con ello se pasó a la etapa de búsqueda, sobre todo,  en los lugares donde estos solían operar.

El comisario Uribe Guerrero explicó, que no pasó mucho tiempo para el trabajo policial diera resultados positivos, puesto que en las inmediaciones del Hospital Central, fue detectada una moto azul, tripulaba por dos hombres que coincidan con las personas solicitadas, por lo que de inmediato procedieron a interceptaros. Se les encontró un manojo de llaves para motocicleta de marcas  diferentes y una ganzúa, desgastada por el uso. La vestimenta de uno de ellos, y la moto que tripulaban, una Keeway Empire, modelo Horse, color azul, coincidían con los registros fílmicos. También le fueron encontradas porciones de  droga, añadió el jefe policial.

Los detenidos quedaron identificados como R. F. Sepúlveda Díaz, de nacionalidad venezolana y 43 años de edad, conocido con el apodo de  “el Chino”, moto taxista,  con residencia en el sector conocido como El Pueblito, en Capacho Viejo, con registro policial por el delito de hurto de vehículo automotor desde el año 1917, y J. J. Borrero Ostos,  venezolano de 24 años de edad, apodado “Yusepi”, con residencia en el Barrio Monseñor Briceño, en Táriba.

Desarmaban las motos robadas

 

La captura de estos dos ciudadanos resultó ser  clave para la investigación, puesto que estos suministraron información puntual para lograr otros arrestos. Manifestaron a los investigadores que  las motos hurtadas  se las vendían a Garnica, quien las desvalijaba en un taller ubicado en Rubio, municipio Junín, concretamente en “Cerro Camacho”, sector El Chícaro, para luego ser comerciar sus partes y piezas en el mercado negro.

Con la participación de detectives del Eje de Vehículos de Rubio, las comisiones se trasladan al lugar para verificar, y el momento de su arribó, coincide con la llegada de una motocicleta tripulada por una pareja, que ante la presencia policial acelera para escapar, dejando caer un bolso color negro. No pudieron ir muy lejos, ya que de inmediato fueron neutralizados por motorizados del Cicpc, que comprueban que se trata de la dueña del taller y el mecánico que se ocupaba de desarmar las motocicletas.

Fueron identificados como M. V. Camperos, de nacionalidad venezolana y 30 años de edad, propietaria del taller clandestino, y  J. E. Garnica Gómez, de 35 años, mecánico informal, con residencia en el Barrio La Palmita de Rubio.

En el taller fueron recuperadas las siguientes motos: Marca Honda, color plata, sin placas ni seriales aparentes; Yamaha, azul placas DJ15198, motocicleta marca Suzuki, modelo X-100, color negro, sin placas; motocicleta, marca Jaguar, roja, placas: AFA443; motocicleta, Yamaha, negra, sin placas; Motocicleta marca Keeway, modelo Arsen II, color azul, placas: AA8M71W; motocicleta marca Yamaha, color vino tinto, placas: DBES99, que fueron colocadas a órdenes de Fiscalía

El director estadal del Cicpc también informó sobre la recuperación de cinco chasis de motocicletas, de diferentes marcas y modelo, que están en proceso de identificación a través de seriales.

Así mismo fueron recuperadas múltiples partes y piezas para vehículos clase motocicletas, sin marca ni seriales aparentes;  tres envoltorios contentivos de una sustancia de olor fuerte y penetrante, presunta droga y un bolso color negro, donde estaba la presunta droga.

De momento se habla sobre la detención de cuatro personas, pero según se comentó, el trabajo detectivesco continúa, por lo que es posible que en las próximas horas ocurran otros arrestos.

 

 

 

 

 

 

- Advertisment -