“Pretendían lanzar las cabezas a instalaciones de la Guardia Nacional y del Cicpc de Ureña”

10700
Freddy Bernal ofreció una rueda de prensa, junto a las autoridades militares, sobre el decomiso de drogas.

Pretendían lanzar las cabezas decapitadas de tres hombres desconocidos, recientemente  incautadas a cinco  presuntos paramilitares venezolanos en una trocha fronteriza,  el pasado  sábado, a dos comandos de la Guardia Nacional y a la sede del Cicpc de Ureña, acompañadas con panfletos  amenazantes, como una forma de amedrentar y crear zozobra a estos organismos de seguridad, de acuerdo con lo que este miércoles informó el protector del Táchira, Freddy Bernal.

Desee la sede del Psuv, en Barrio Obrero, acompañado por representantes del Ministerio Público y de los distintos jefes y comandantes de  entes policiales y militares de la entidad, Bernal ofreció un balance de la operatividad que estos han tenido en el último mes y aprovechó para  referirse al caso de los tres  hombres decapitados que tanto ha consternado al país en los últimos días, un hecho atroz que se le atribuye al jefe paramilitar conocido como el Paisa.

Específicamente, con respecto a este caso, manifestó: “(…) en la locura de esta gente asesinaron a tres personas, que hasta el momento no han sido identificadas. No se han encontrado sus cuerpos, ningún familiar ha aparecido a denunciar; presumimos que pueden  ser colombianos, pero es una presunción, aún no se tienen elementos de juicio. Estas personas habían sido asesinadas y la banda paramilitar del Paisa pretendía lanzar las cabezas, una al Destacamento 212 de la Guardia, una al Destacamento de Ureña y otra a la sede  del Cicpc de Ureña, con un panfleto cada una, amedrentando a la GNB, al Ejército, a las fuerzas del orden. Pero en el camino hacia esa acción tan dantesca, nuestra Fuerza Armada Bolivariana, en una trocha que pega a Colombia con Ureña, fueron detenidos  en flagrancia los cinco venezolanos, a los que nombró, puestos a la orden  de los tribunales competentes, y en proceso de ser identificadas, lamentablemente, las víctimas  de este hecho criminal que pretende ser parte de esta acción violenta”.

—Esta lucha contra el crimen organizado -prosiguió-, es una lucha nacional contra el crimen, no sólo del  Táchira. Ustedes recuerdan que a mí se me preguntó (dirigiéndose a los periodistas) si yo temía a la banda paramilitar del Paisa y yo les  señalé que yo no estoy en la lista de los paramilitares, los paramilitares están en mi lista; o sea, en la lista del Estado venezolano, no es una lista personal sino del Estado venezolano. Todo aquel criminal que delinca, secuestre, torture, pues está en la lista de las autoridades venezolanas para detenerlo.

(Intertitulo)

Detenido presunto francotirador

que asesinaría a Bernal y otros

“Y en ese orden de ideas, fue detenido, después de una larga labor de inteligencia, seguida desde el Táchira y ejecutada en Santa Mónica, Caracas, J. González. Este individuo  se hizo presente el 30 de abril, en el intento de golpe de Estado contra el presidente Nicolás Maduro, y sale en video y fotos, cubierto de cartuchos, al estilo Pancho Villa, al estilo de las películas mexicanas; aparece cruzado con cartuchos de alto calibre. Este individuo fue detenido por la Faes, después de una investigación que seguimos desde aquí. Él estaba en Colombia, había sido captado, según sus propias declaraciones, por diputados de la oposición venezolana. Había estado preso en el Sebin por un delito, hace dos años; el Sebin se contactó con la oposición; luego que estuvo libre, la oposición lo llamó para que trabajara con ella. Lo llevaron a Colombia y se entrevistó con la inteligencia colombiana, según dice él,  y le propusieron  el asesinato de mi persona y de otros líderes del proceso. Pero como tenemos una gran labor de inteligencia a lo largo de la frontera, captamos  por allí algunos elementos, logramos infiltrar, le hicimos seguimiento, le hicimos ver  que se le iba a entregar un fusil de francotirador en Caracas, para el asesinato de mi persona, pero la inteligencia colombiana le recomendó que para el atentado no utilizara armas ni cartuchos de la FANB, y en ese trabajito que el hombre iba a hacer fue detenido en Caracas”.

Agregó Bernal que, al entrevistarse con J. González, observó que “en verdad es un psicópata, con toda tranquilidad aceptó que lo habían contratado para ese trabajito, que él lo iba a hacer sin ningún tipo de temor. Es de esos  individuos  que seguramente  tienen la mente distorsionada, preparados para este tipo de actos criminales. Pero ya está tras las rejas. Con esto les quiero decir  que este equipo que está aquí no somos comprables ni amedrentables, no vamos a bajar la cabeza ante bandas criminales, traidores, paramilitares o cualquier individuo disociado que pretenda con el crimen causar intranquilidad a los venezolanos. No va a ser este tipo de amenazas las que hagan que nos rindamos, al contrario, nos incentivan (…)”.

(Intertitulo)

“El Paisa es más bulla que la cabuya”

“(…) el llamado Paisa había sacado por ahí  unos escritos, según dicen que son de él,  y por esos escritos tuvimos que reaccionar, activarnos, y después  de esa activación le fue dado de baja un sicario importante; le fue detenido uno de los que cobraban extorsión en Ureña, otro que cobraba extorsión en Colón y que había cometido varios asesinatos; le fueron detenidos en flagrancia  cinco de sus criminales con tres cabezas, y les puedo asegurar, escríbanlo los medios de  comunicación, que no pasarán días sin que otros paramilitares estén a la orden de las autoridades competentes y serán procesados por terroristas, porque  cuando se le corta la cabeza a un ciudadano y se lanza a la vía pública, se pretende generar terror”.    

Dijo Bernal que se está tramitando para el Paisa una  solicitud  de código  internacional rojo, que actualmente  trabajan sobre su identidad plena, y  que esperan que Colombia haga lo propio, “de lo contrario, Colombia sería cómplice”.

“(…) estos asesinato no ocurren en Venezuela, ocurren en Colombia y vienen a lanzar las cabezas aquí; estos individuos venían de Colombia, pasaron la trocha  y las iban a lanzar aquí, porque luego algunos medios de comunicación, especialmente los de la frontera, señalan que los crímenes ocurren aquí, y que donde no hay control es aquí. No, es todo lo contrario, los crímenes ocurren del lado de allá, porque hay una  conchupancia de parte de la Policía y el Ejército. Del lado de acá estamos  siempre prestos, la GNB, el Ejército, los batallones que patrullan la frontera, el Cicpc, y ahí lo estamos demostrando”.

(…) estamos  trabajando, en este momento que estoy hablando con ustedes, estamos trabajando,  la inteligencia nuestra está funcionando perfectamente, el Sebin  y la Dgcim, los tenemos trabajando al máximo, los patriotas cooperantes activados al máximo (…), así que los tachirenses pueden, no digamos que dormir tranquilos, pero el Paisa es más la bulla que la cabuya, es más mediático y más de show, que de generar con fuerza. ¿Qué existe?, sí, por supuesto, sí existe, es de la banda Los Urabeños; un individuo con amplio prontuario  criminal, disociado pues, como existe también la banda de Los Rastrojos, que se dedica al crimen organizado y a la cual le hemos dado importantes golpes aquí, en el estado.     

(NOTA SEPARADA

Otros procedimientos 

Por otra parte, involucrando la situación violenta que se vive en la frontera colombo- venezolana, Bernal recordó que el 7 de este mes fue hallada asesinada una mujer, de  unos 35 años, que aún no ha sido identificada. Presentó múltiples heridas por arma de fuego  y una herida abierta a nivel del cuello. Dijo que cerca del cadáver hallaron 9 conchas de bala, calibre 9mm.

En cuanto al decomiso de droga,  desde junio hasta la presente fecha, informó que  los distintos cuerpos de seguridad  han incautado 360 kilos con 247 gramos  de  cocaína y 453 con 200 gramos de marihuana, para un total de 813 kilos con 447 kilos de droga.