martes 1 diciembre, 2020
Inicio Deportes CONTRARRELOJ...

CONTRARRELOJ…

405 views

El Consejo de Honor, apéndice de la Federación Venezolana de Ciclismo, libró de toda culpa al “Chacarito” Luís Mora


Por Homero Duarte Corona

LA SANCIÓN DE Luís Mora es muy parecida a la de Carlos Gálviz, ambos corredores nacidos en suelo tachirense; el primero en Santa Ana, municipio Córdoba y el segundo en Pregonero, zona uribantina, aunque con desenlaces distintos, pero sufriendo los rigores de la injusticia. A UNO y otro prácticamente les truncaron su futuro profesional, los privaron en su momento de irse a Europa, teniendo todo finiquitado con sus respectivos equipos para comenzar a abrirse paso en el pedalismo profesional. POR LOS lados del rutero santanense, no pudo conectarse nunca más con ningún otro equipo rentado, aunque estuvo en Colombia con Movistar, pero no contó con la suerte para dar el gran salto al otro lado del charco. GÁLVIZ AUN sigue activo en el ciclismo de ruta, incluso logró ganar una edición de la Vuelta al Táchira y otras victorias aisladas, pero no pudo ligar el impulso que necesitaba con miras a emular lo hecho por colegas suyos connacionales, entre ellos Leonardo Sierra “El León de Maporal” y José Rujano “El Cara de Niño”, por coincidencia, los dos, nacidos en Santa Cruz de Mora, estado Mérida, tierra de grandes ciclistas. ES BIEN conocido de donde “vienen los tiros”, porqué este ensañamiento contra dos jóvenes atletas, pueblerinos y humildes hasta el tuétano. PERO ARRIBA, en el Cielo, está el Sque se encarga de darle su merecido a cada quien, sin palo y sin rejo como decían nuestros abuelos: la justicia divina para quien la merece y su castigo para quien obra de mala fe. OJALÁ, Y en el caso del “Chacarito” Luis Mora, logre reencontrarse con el nivel que tenía en el instante de su “sanción”, que seguro lo va a lograr pues aún tiene juventud, próximo a cumplir 26 años, amén de clase, pundonor, garra, ganas y mucho profesionalismo. LUEGO DE conocerse el veredicto del Consejo de Honor de la Federación Venezolana de Ciclismo, que falló a favor de Luís Guillermo Mora, le hicimos una llamada vía telefonía móvil al corredor. APENAS DOS repiques y de inmediato contestó el móvil, estaba arriba de la bicicleta, entrenando, para ese instante pasando por Colón, capital del municipio Ayacucho, había partido desde la Fría, García de Hevia y venía para San Cristóbal, solo, sin la compañía de nadie: “Con Dios y la Virgen Santísima”, como confesó más tarde cuando atendió al periodista para la entrevista que está publicada en la página web de Diario la Nación. NO TIENE odios en su corazón ni en la mente, no quiso hacer señalamientos a nadie, después que habló desde su residencia con el periodista: “Que sea el Creador quien le dé a cada quien lo que se merece”, sentenció.

*****
LUÍS MORA TUVO palabras de agradecimiento para varias personas y empresas que nunca le abandonaron en esta pesadilla de la sanción, todos a su manera, de un valor inconmensurable. SIN EMBARGO, mención aparte para el exciclista y ahora profesional del derecho, Emerson Mora, un joven Abogado de gran valía, que sin ningún interés económico, solo por la amistad y como defensor de la verdad, apegado a la ley, le dijo a tirios y troyanos que estaba en lo cierto, que más temprano que tarde la justicia tendría que prevalecer en favor de Luís Mora. COMO UNA cuestión de honor se tomó el caso Luís Mora: “En muchas ocasiones me desvelé pensando en la injusticia que se estaba cometiendo con el joven atleta, conociendo de su profesionalismo, honestidad y calidad humana, a la postre dándome la razón el Consejo de Honor de la Federación Venezolana de Ciclismo”, confesó el joven litigante al periodista. EL PROPIO Emerson Mora-que no es pariente del ciclista- junto a su colega Erasmo Villamizar, lamentablemente ido de este mundo el 23 de febrero de 2019, fueron quienes enfrentaron a los presidentes de la Federación Venezolana de Ciclismo, el saliente y al actual, en los casos de Carlos Gálviz y Luís Mora, ambos sindicados de doping. SABEDOR MÁS que nadie de lo que significa el trabajo y pundonor de un ciclista de ruta-él fue corredor-, Emerson Mora, convertido en una especie de “ángel salvador”, de quienes no tienen quien los defienda, nunca hace alarde de sus logros, tampoco anda buscando promocionarse, simplemente es un defensor a ultranza de la injusticia, siempre saliendo avante, seguro que está en lo cierto. HONOR A quien honor merece, y el buen profesional del Derecho Emerson Mora, acaba de ganar una de las tantas “carreras”, no de ciclista, sino como profesional de la abogacía, su amigo y ex colega Luís Mora salió fortalecido, con la frente en alto, libre de toda culpa, un hombre inocente. TAMBIÉN MERECE sus loas, el profesional universitario y comentarista de ciclismo Iván Alirio Ramírez, paisano de Luís Mora, “Chácaros” ambos, pues al igual que Emerson Mora, siempre estuvo pendiente de la situación del joven ciclista, convencido plenamente que se estaba cometiendo una gran injusticia.

******
DE NUEVO CAMBIAN de fecha el comienzo de la Vuelta Ciclista a Venezuela, ya no parte el 1 de noviembre como estaba previsto, ahora saldrá el 17 de noviembre y solo constará de 6 etapas. POR EL trazado, los más sarcásticos son claros en decir que le queda grande el nombre de Vuelta a Venezuela, pues a lo corto del recorrido se suma que un gran porcentaje del trayecto será por territorio del “Cabriales”, por lo tanto se debería llamar la “Vuelta a Carabobo”. ESTAS SON las etapas: 1era: martes 17 de noviembre, circuito en Maracay, sobre 100 kilómetros. LA 2da etapa; Puerto Cabello-Barquisimeto (170 kilómetros); 3era etapa; Guacara-Tinaquillo (170 kilómetros; 4ta etapa, Naguanagua-Nirgua-San Vicente (120 kilómetros); 5ta etapa, contrarreloj individual (30 kilómetros) y la 6ta etapa; un circuito en la avenida “Fernando Figueredo” de Valencia (100 kilómetros). SOLO CiCLISTAS nativos, no vienen extranjeros, merced de la situación país. AHORA MISMO nos viene a la memoria los trazados de la Vuelta a Venezuela de finales de la década del sesenta y década del 70, tan exigentes como los que programaban los organizadores de la Vuelta al Táchira en Bicicleta, sobre todo en las etapas de montaña. RECUERDO LA edición de 1971 que partió de San Cristóbal y fue hasta el Vigía, 150 kilómetros de recorrido, la primera etapa; en la segunda etapa se llegó a Ciudad de Mérida y la tercera etapa se disputó entre ciudad de Mérida y Valera, un recorrido de más de 200 kilómetros y la disputa de por lo menos dos premios de primera categoría. PASARÁN MUCHOS años o de repente nunca más se repetirán estos recorridos, ni en la Vuelta al Táchira, mucho menos en el Giro Nacional; por un lado la exigencia, picos montañosos de más de 3 mil metros de altura sobre el nivel del mar y por el otro el pésimo estado de las vías. ESTA EDICIÓN fue ganada por Nicolás Reidtler; el título de Novato fue para el guariqueño Cirilo Correa. COLOMBIA DESTACÓ con Juan de Dios “Escobita” Morales, pequeño pero eximio escalador, de mucho coraje, además de Rafael Acevedo y Correentre otros. HA CORRIDO mucha agua debajo de los puentes y casi 50 años después, con ciertas excepciones es poco lo que ha surgido el ciclismo de ruta criollo. CICLISTAS colombianos y ecuatorianos ya han ganado las tres grandes carreras del mundo: Tour de Francia, Giro de Italia y Vuelta a España. LO MÁS importante del pedalismo venezolano en Europa, el 3er lugar de José Rujano en el Giro de Italia de 2005 y lo hecho por Leonardo Sierra, ambos merideños, nacidos en Santa Cruz de Mora. LO PREOCUPANTE, no se avizora un futuro halagador de nuestro ciclismo a nivel de ruta, se pueden contar con los dedos de las manos los ruteros criollos que corren en el “Viejo Continente”, y sobran. MUY POCO el respaldo del ente público y privado hacia el ciclismo, por ello la poca o casi nula presencia de ciclistas nativos allende de las fronteras patrias.

********
EL TEAM MANAGER Gianni Savio es un viejo zorro en esto del ciclismo de competencia, conoce sobre la materia más que nadie.ANTES DE comenzar el Giro 2020, sin caerse a engaños, el experimentado entrenador dijo a Diario la Nación que no estaban dadas las condiciones para ganar ni siquiera una etapa, merced de la calidad de corredores, todos en busca de los puestos de privilegio, pero por encima de todo ante la camada de corredores que vienen repuntando en todo Europa. SIN EMBARGO, y para hacer honor a su grito de guerra de toda la vida de: “venimos a honrar la carrera”, cada vez que sale a competir, en esta ocasión si bien es cierto no ganó ninguna etapa, consiguió dos títulos individuales a través del suizo Simón Pellaud, quien se coronó en las Metas Volantes y Mattia Bais, ganador de los kilómetros de escapada.

- Advertisment -