“Aumento no resuelve crisis económica”

657
Edgar Medina, vicepresidente de Asogata.
Edgar Medina, vicepresidente de Asogata.

Edgar Medina Guerrero, vicepresidente de Asogata y director principal de Fedenaga, manifestó que un aumento de sueldo no resuelve la crisis económica nacional pues, a su juicio, el país requiere políticas económicas para producir y mejorar la situación nacional.

— Con el nuevo aumento salarial decretado por el presidente de la república, nos habla de un aumento de 40 por ciento, llevando el salario global a 325 mil bolívares; solo podemos decir que ese salario no es capaz de cubrir las necesidades básicas de los venezolanos. Con ese salario pírrico no podemos ir a un supermercado, porque lo único que podremos conseguir en los anaqueles es menos producción, motivado a que no hay una política económica del Gobierno nacional que haga resurgir la economía del país.

Expresó que “cualquier aumento salarial va a estar enmarcado en la inflación galopante que vive el país y eso va a traer como consecuencia que se disminuye y se vuelve polvo todo lo que haga; única y exclusivamente lo que queda reflejado es que el presidente se dio cuenta que la inflación que hay en Venezuela es galopante y no la pueden parar con las políticas que están llevando a cabo”.

Para Medina, esa situación se debe a “que no hay una brújula dentro del gobierno que haga indicar que van a cambiar una política económica fracasada, que no ha ayudado en nada ni ha favorecido en que se pueda cambiar el rumbo de nosotros los venezolanos, sino solamente nos encontramos que cada día somos más pobres, menos nos alcanza el dinero para por lo menos poder comer, que es lo más importante que busca ahora el venezolano”.

— El venezolano solo se está dedicando a ir de mercado en mercado, de abasto en abasto, para conseguir lo poco que pueda con lo que le alcance, para llevar un poquito de comida a la mesa de sus hogares. Hoy nos encontramos nuevamente en una incertidumbre, producto de que sabemos que al aumentar el salario todo se va a reflejar en los productos finales de cada uno de los sectores que producen en el país.

No se consume carne
El vicepresidente de Asogata manifestó “preocupación porque la gente cada vez come menos carne; un estudio técnico determinó que entre 2007 y 2008 se consumían alrededor de 13 kilos de carne por persona al año, hoy vemos que el consumo no llega a 4 kilos por persona al año, y eso tiene que llamar a la reflexión al país, al gobierno sordo, que no quiere escuchar sino solamente ver cómo sigue fijándose en el poder, que lo único que le interesa es mantenerse y no mira que está destruyendo un país que pide por todos lados políticas serias para que podamos ser como siempre habíamos sido los venezolanos, comer, disfrutar y ahora no podemos comer como antes se hacía”.

— Solo le pedimos al Gobierno que rectifique esas políticas económicas y trabaje de la mano con los sectores productivos, y dirija las políticas importantes que estamos pidiendo en el sector agropecuario desde hace mucho tiempo; que existan suministros de todo lo básico para poder producir, que no se encuentran, que exista gasolina, que arregle las vías de comunicación para poder llegar a nuestras unidades de producción, ya que cada vez vemos más destrozadas las carreteras nacionales y rurales.

Destacó que seguirán “produciendo para el país, no importan todos los aumentos salariales que decrete el Gobierno nacional, los hombres del campo vamos a seguir produciendo, porque no vamos a dejar que los venezolanos dejen de comer y se mueran de hambre. Si el gobierno está empeñado en cada vez más sacrificar al pueblo, nosotros estamos empeñados en apoyar y ayudar para que podamos salir adelante”.

Indicó que los jóvenes “se van del país en busca de un futuro mejor, porque ven con preocupación cómo se deteriora, y trataremos de estar al frente para poder fortalecer y recuperar el país y que vuelvan los hijos a trabajar el campo, como nos lo enseñaron nuestros padres, y que mañana volvamos a tener un país rico y productivo como lo teníamos antes”.

Marina Sandoval Villamizar